martes, 27 de junio de 2017

¿Im Your Destiny? - Cap 49

-Es suficiente Dest….Lo mejor es que salgamos de aquí.

Destiny escucho cada palabra que provino de la boca de Amanda, incluso sintió el severo agarre que esta misma le propino en una de sus muñecas, pero aun así no movió ningún musculo, aun así simplemente se quedo ahí, de pie, mirando fijamente la escena que tenia a pocos metros de distancia.

¿En verdad huir de ahí era lo mejor?, se pregunto conforme trataba de no ahogarse con la rabia interna que subía y bajaba atreves de todo su cuerpo. No, se consenso en cuanto su vista se nublo a causa de unas repentinas lagrimas, todo lo que había hecho en aquel tiempo era huir, correr y esconderse, no podía seguir haciéndolo, no mas. Era tiempo de terminar con todo aquello, era momento de hacerle frente a aquel maldito bastardo asqueroso y empezar desde cero.

Controlando los espasmos en sus manos y el constante ardor en el centro de su pecho, se deshizo de las lagrimas que surcaban sus mejillas y alzo la cabeza con superioridad hasta encontrarse nuevamente con aquellos jodidos ojos verdes. Una repentina satisfacción le recorrió la espina dorsal en cuanto percibió un sinfín de sentimientos encontrados en ellos. Había sorpresa, incredulidad, miedo, pero sobre todo anhelo en aquellos ojos y eso era más de lo que necesitaba para mandarlo al infierno, y lo haría, juraba por lo mas sagrado que lo haría pagar por cada gramo de dolor que él le había ocasionado en todo ese tiempo.

-Destiny no me obligues a….

Ignorando por completo las palabras de Amanda, se sacudió de su agarre y comenzó a moverse atreves de la habitación.  Todos contuvieron el aliento, pero nadie tubo el valor para detenerla y eso la hizo sonreír mucho mas de lo que ya lo hacia.

Su sonrisa se borro en cuanto percibió el primero movimiento en la habitación. Devon dejo la cama donde se encontraba y se puso de pie con una expresión un tanto irritada en el rostro, momentos después solo acomodo su ropa y la miro desafiante, con reproche, como si estuviera realmente enfadada por haber sido interrumpida.

-Hola Dest, ¿Todo bien después de tu baño con agua fría?

El primero impulso de Destiny fue estampar su mano en la perfecta cara de su jodida prima, pero a cambio de eso simplemente paso de ella y se enfrento a quien verdaderamente era su presa. Al estar a un costado de la cama, solo junto todas sus fuerzas y hablo.

-Necesitamos hablar.

Sus palabras fueron frías, cortantes, incluso inexpresivas, lo cual agradeció al cielo. Drew simplemente se estremeció en su lugar como respuesta y miro alrededor en busca de ayuda.

-Él no esta disponible por el momento, así que…
-Si no deseas que te arruine la cara es mejor que cierres la puta boca…-Dest lanzo la amenaza hacia su prima sin mirarla-…Ahora solo lárgate de aquí.
-¿Crees que puedes venir y hacer tu voluntad a tu antojo?...-Replico Dev haciendo un sonido gracioso-…Este no es tu reinado princesita, así que lamento decirte que no tendrás lo que quieres.
-No me obligues a decirlo de nuevo Devon.
-¿Y si te obligo que harás?  ¿Crearas un berrinche para compadecerte a ti misma como siempre lo haces?
Dest no lo pensó, ni siquiera considero la idea, tras escuchar aquello simplemente recorrió el espacio que la separaba de su prima y sin mencionar absolutamente nada le estampo la palma de la mano en la mejilla.

El sonido que el golpe produjo corto el silencio de la habitación, pero incluso con eso nadie se movió. Ambas se quedaron ahí, una frente a la otra, manteniendo una batalla interna, haciendo que el café y el azul de sus ojos se fundieran en uno mismo.

Devon fue la primera en romper la estática entre ambas, al asimilar lo que su prima había hecho solo sonrió torcidamente y se froto la mejilla lastimada. Sin duda alguna el lado mojigato de Dest había desparecido.

-Vaya, muy poco predecible de ti.
-Deja de provocarme….-Mascullo Dest entre dientes y con la respiración irregular. No había planeado golpearla, las cosas se le habían ido de las manos-… ¡Deja de interponerte en mi jodido camino!
-Yo jamás eh hecho tal cosa….-Dev se paso una mano por el cabello y se encogió de hombros-…Ni siquiera se por que me has golpeado, solo te dije que mi novio no estaba disponible por el momento…. ¿Desde cuando eso es interponerme en tu camino?
-¡Solo aléjate de mi!
-¿Es de ti de quien quieres que me aleje? ¿O de él?

Dest sintió como su pecho se inflaba y de la nada su cabeza comenzó a zumbar, pudo haber ido tras ella nuevamente, pero en eso Amanda se interpuso entre ambas y la miro directamente a los ojos.

-Bien, has probado tu maldito punto, le has hecho frente….-Mandy tomo a su mejor amiga de los hombros y trato de llamar su atención-….Es hora de que te vayas de aquí.
-No voy a correr de nuevo…-Dest apenas y reconoció su voz-….No mas Amanda.
-No esta noche Dest, no estas en condición, esto…
-Quiero que la saques de aquí….Quiero que ambas se vayan,  ¡Ahora!

Mandy retrocedió al ver la decisión en aquellos ojos azules, luego simplemente camino hacia la puerta e hizo un ademan con la cabeza para que Devon la siguiera. Para sorpresa de todos Dev copero y salió por si sola de la habitación si necesidad de alguna palabra o forcejeo. Segundos después de aquello la puerta se cerró nuevamente y todo quedo en silencio.

Cerrando los ojos con fuerza y respirando pausadamente un par de veces, Dest se dio media vuelta y volvió a encarar a la persona restante en la habitación. La mirada de Drew la impacto al instante y eso solo ocasiono que su cuerpo temblara por dentro. Los ojos de aquel bastardo habían dejado el miedo y la inseguridad, en ese momento gritaban rabia y algún tipo de impotencia. Aquello le hizo gracia y a la vez lastimo una fibra sensible en su corazón. Él estaba a la defensiva por Devon.

Sin apartar los ojos de él se cruzo de brazos y volvió a andar por la habitación. Se concentro por un momento en una vieja pintura colgada en un extremo, luego solo paso sus dedos lentamente por un par de libros llenos de polvo que estaban acomodados en un viejo libreo. Aquella no era la habitación de Drew y eso lo sabia a la perfección, pero tenia sentido, pensó. ¿Por qué llevarías a tu actual novia a la cama donde básicamente abusaste de otra?

Sonriendo sarcásticamente negó para si misma y trato de desaparecer los recuerdos que se acumularon en su cabeza. Era irónico, ella no había obtenido más que brusquedad y dolor en su primera vez, mientras que Devon había tenido todo lo que alguna vez había deseado, porque había así había sido, la imagen que había presenciado al interrumpir en la habitación se lo había dejado muy en claro.

-No es lo que estas pensando.

Aquellas simples seis palabras se clavaron en ella tan profundamente que la mantuvieron rígida por segundos, luego inconscientemente  sus ojos  volvieron a llenarse de lagrimas y sintió como su estomago caía hasta sus pies. ¿Cómo era posible que el fuera tan hipócrita? ¿Cómo tenia la vergüenza de negar algo que ella misma había presenciado?

Él seguía siendo el mismo malnacido que alguna vez se había burlado de ella, pero había una gran diferencia en aquel momento y esa era que ella no era la misma chiquilla ingenua del pasado.

-Para tu fortuna no estoy pensando en nada que tenga que ver contigo…-Logro responder escondiendo el dolor, momentos después lo encaro-….Si estoy aquí es solo para dejarte en claro que no quiero que te acerques a mi.

Fue en ese preciso momento cuando Drew reacciono. Parpadeando completamente desconcertado por sus palabras, negó para si mismo y trato de controlar el espasmo de adrenalina que se disparo a través de sus venas. Aquello tenía que ser una jodida broma, ella estaba ahí, después de casi seis meses la volvía a tener a tan solo un par de metros y…Sin poder evitarlo enterró el rostro entre sus manos y maldijo sin parar.

Las cosas no tendrían que haber pasado de esa manera, nada era lo que parecía y tenia que encontrar la jodida forma de hacérselo saber. No había estado haciendo otra cosa mas que jugar con Devon de la manara mas inocente posible, las cosquillas habían empezado y sin poder evitarlo habían terminado en la cama uno sobre el otro, luego la puerta se había abierto sin previo aviso  y Dest había aparecido. La mirada que se había incrustado en sus ojos al ver la escena había sido tan desgarradora que seguía teniéndola en la cabeza. Era un jodido bastardo, un maldito perro sarnoso que no podía estar más de cinco segundos sin dañar….

Alzo el rostro nuevamente en cuanto percibió como ella comenzaba a caminar hacia la puerta, fue entonces cuando por fin fue capas de notar todo el daño que le había ocasionado. La había analizado la noche anterior, pero aquel hermoso vestido y el maquillaje no habían dejado al descubierto el verdadero daño.

El color de cabello no era lo único que había cambiado en Dest, su peso también lo había hecho, podía notarlo por la ropa que llevaba puesta en ese momento. Estaba enfundada en unos jeans ajustados lo cuales le quedaban levemente flojos y portaba un suéter color beige, un suéter que seis meses atrás le había quedado ajustado, en ese momento le quedaba tan grande que se resbalaba por su hombro. Un gemido se atasco en su garganta sin poder evitarlo, era increíble todo lo que había provocado, tenia que encontrar la forma de remediarlo.

-No pienso hacerlo….-Murmuro casi en silencio en cuanto ella toco la manija de la puerta. Dest se mantuvo inmóvil-...Lamento decirlo pero no pienso mantenerme alejado de ti.

Ella se dio vuelta en cuanto asimilo sus palabras y lo fulmino con una mirada llena de incredulidad y odio, aun así  Drew no se inmuto. Aquella era la verdad, no iba a ceder, iba a recuperar su perdón, su confianza, iba a simplemente a recuperarla.

-¿Qué es lo que quieres?...-Cuestiono Dest completamente conmocionada por aquel cinismo-…Déjate de tonterías por una jodida vez en tu vida Drew y dime que es lo que quieres.
-Te quiero a ti….-La barbilla de Drew tembló al mencionar aquello, pero aun así trago saliva y siguió-….Quiero que hablemos, quiero que me escuches, quiero tu perdón…Quiero que dejes de odiarme.
-Vete a la mierda.

Después de escupirle prácticamente aquello en la cara, Dest se dio media vuelta y abrió la puerta de la habitación de un jalón,  pero entonces una poderosa mano pasó por un costado de ella y volvió a estampar la puerta en su lugar, fue en ese preciso momento cuando volvió a sentirlo.

Él estaba prácticamente pegado a su espalda, podía sentir su respiración chocarle en el cuello, podía sentir el calor que emanaba su cuerpo. Sin temor alguno y casi desbordando rabia se dio media vuelta hasta chocar contra aquel poderoso pecho, luego solo alzo la vista y lo miro a los ojos.

Al encontrar nuevamente aquella mirada verde algo se removió muy dentro de ella, lo cual Drew pareció notar  ya que al no percibir movimiento alguno alzo su otro brazo hasta acorralarla por completo contra la puerta.

-Tienes que escucharme….
-Aléjate de mi…-Dest murmuro las palabras como respuesta pero aun así no se movió-…Por favor aléjate de mí.
-Eh estado alejado de ti seis putos meses Destiny…...-Drew si inclino hasta estar casi rosando sus narices-….No puedo mas ¿entiendes?,  me prometí a mi mismo que me mantendría alejado solo si tu me lo pedias, pero ahora se que jamás podre hacerlo.
-Se acabo Drew….-Dest trastabillo en su palabras gracias a la cercanía de él, tenia que mantenerse cuerda-…No hay nada que podamos hacer,  ahora estas con ella y yo, yo estoy…
-No estoy con nadie, si tan solo me dejaras explicarte.
-¡¿Explicar que?! ....-Sin poder evitarlo más Dest comenzó a derramar lagrimas-… ¿Explicar que durante todo ese tiempo te burlaste de mí? ¿Explicar que jamás me amaste lo suficiente?....Por el amor de dios Drew, ahórranos todo esto y solo déjame en paz.
-Te ame, te ame mas de lo que alguna vez pensé que podría amar….-Drew la aplasto mas contra la puerta en cuanto noto como ella planeaba echarse a correr-….Te sigo amando de la misma forma, por eso mismo me fui….No podía quedarme, no sabiendo que por mi culpa casi habías muerto, yo…Era lo mejor para ti, era…
-Lo mejor para mi eras tu….-La respiración de ambos se detuvo por un momento-…Tu eras lo único que yo necesitaba para ser feliz, pero elegiste por mi y lo hiciste de la manera incorrecta, ahora ya no hay nada que hacer…..Ya no siento nada Drew, ya no queda nada.

Si ya no quedaba nada entre ambos, ¿Por qué ella se encontraba completamente rígida? ¿Por qué respiraba con dificultad? ¿Por qué buscaba sus labios tentativamente con su mirada?, Destiny mentía  y Drew lo supo a la perfección, así que simplemente frunció los labios e hizo lo que había añorado hacer durante todo el tiempo que estuvo alejado.

Inclinándose con cierta violencia y sosteniendo su rostro con decisión, tomo sus labios sin consideración, lo hizo sin pensarlo, sin importarle las posibles consecuencias que aquello ocasionaría.  Destiny gimió llena de rabia contra su boca, e instantáneamente comenzó a lanzarle golpes contra el pecho, pero nada de eso lo hizo parar, simplemente era imposible parar.

Forcejeo con ella por segundos, luego y tras sostenerle las muñecas con fuerza la empujo contra la puerta y profundizo el beso mucho mas. Gruño en sus adentros al volver a sentir aquella pequeña lengua dentro de su boca ¿Cómo mierdas había sobrevivido todo aquel tiempo sin besarla?

-Por favor para…Si aun sientes algo de respeto por mi, para.

Drew salió de su transe y se obligo así  mismo a  abrir los ojos en cuanto sintió aquel susurro torturador entre sus labios.  Dest estaba ahí, entre sus brazos, mirándolo con una expresión indescifrable. No había enojo en su mirada, no había indignación, lo que trasmitían aquellos ojos azules iba mucho mas haya de eso….Pasando saliva y llamándose imbécil, deposito un ultimo y pequeño beso en la boca que amaba, luego solo aparto la mirada y retrocedió hasta estar lo suficientemente lejos de ella.  Nada estaba bien, todo era un desastre.

-Destiny yo….
-No puedo hacer esto Drew…-Dest articulo palabra sin mirarlo directamente a los ojos. Su tono era resignado y un tanto sumiso, como si toda fuerza se hubiera ido de su cuerpo-….Simplemente no podemos hacerlo.
-Mi intención nunca fue herirte….-Aseguro él tan honestamente como pudo-….Fui un idiota lo se, fui egoísta, pero me arrepiento…. ¡Dios Dest!, dejarte ah sido el peor error de mi puta vida.
-No digas nada, solo….-Ambos se miraron por segundos-…Solo superémoslo, sigamos adelante y olvidemos todo lo que paso entre ambos.
-No puedes pedirme algo así….-Drew negó a punto de echarse a llorar. Ahí estaba su peor pesadilla, todo estaba ahí, frente a sus ojos-….Por favor Dest….Te necesito, te amo.
-Tú no me necesitas Drew, nunca lo hiciste….-Luchaba internamente por mantenerse en calma, pero él en verdad se lo ponía difícil-….Solo fui una novedad en tu vida, algo que no conocías y llamo tu atención…Nunca fue amor de tu parte, solo fue curiosidad.
-¡Cierra la boca!....-Por primera vez Drew se dejo ir y grito con todo el dolor de su corazón-….Tu no sabes nada…. ¡No tienes ni una puta idea de cuanto te amo!
-Si, si la tengo ¿Y te digo como lo se?....-Sin temor Dest se acerco hasta poder tenerlo a tan solo unos centímetros de ella-…Lo se por que viví cada una de las consecuencias de tu supuesto “amor”.
-¡¿Qué tengo que hacer para que me perdones!?, dímelo y lo hare sin dudarlo…..Solo deja de decir estupideces… ¡Deja de pedirme que te olvide con una mierda!
-¡No tienes que hacer nada y no son estupideces!...-Todo se quedo en silencio por segundos. No había vuelta atrás, nada de lo que dijeran arreglaría la situación, todo esta perdido y él tenia que entenderlo-…No tienes que pedirme disculpas, por que yo ya te eh perdonado….No se trata de mi, se trata del hecho de que no somos buenos el uno para el otro…No lo somos, no lo fuimos y nunca lo seremos.
-Solo dices esta mierda por que estas enfadada…-Drew negó con una sonrisa herida en el rostro, luego solo paso las manos por su cabello con desesperación-….¡Solo haces esto para vengarte de todo el dolor que te eh causado!......Sabes que ambos somos lo que necesitamos, sabes que soy el único que puede hacerte sentir viva, incluso sabes que estoy siendo honesto cuando digo que te amo…¿Por qué nos haces esto?
-Lo hago por que ya no puedo permitirme sufrir mas….-Dest sintió como todo su cuerpo estaba a punto de colapsar-….Se acabo y tienes que entenderlo….Las cosas han cambiado en todos estos meses, ya nada es lo mismo…-Cerrando los ojos tomo la decisión de poner punto final de una vez por todas-….Encontré a alguien, estoy siguiendo adelante y tu deberías hacer lo mismo.

Destiny sintió como aquel ardor tan familiar en el pecho se expandía sin consideración a través de su cuerpo en cuanto termino de hablar, listo lo había hecho y no había marcha a atrás. Si, probablemente no estaba siendo del todo honesta, pero era lo mejor y…

No pudo seguir pensando ya que de un segundo a otro la puerta de la habitación se abrió causando un estruendo y la imagen de su padre apareció frente a ella. El simple hecho de ver a su progenitor ahí la hizo querer desmayarse. Aquello no era para nada bueno, la expresión del hombre que le haba dado la vida era sombría y rabiante, casi como la expresión que Drew portaba al igual en ese momento. Sin poder evitarlo y por inercia dio un paso hasta interponerse entre ambos, por alguna razón el presentimiento que latía en su cabeza no era para nada bueno.

-Sal de aquí y entra al auto….-Nicholas la tomo del brazo antes de que pudiera articular palabra y trato de sacarla de la habitación-…Es increíble lo imprudente e inmadura que eres Nichol.
-Papá basta, esto…
-Te dije que te quería lejos de ella…-Él siguió hablando, pero ahora hacia el adolecente herido que estaba al fondo de la habitación-…. ¡Quiero que mantengas tu mierda alejada de mi hija!
-Él no tiene la culpa de nada…-Dest volvió a situarse frente a ellos-….Yo fui que decidió….
-¡Por una jodida vez en tu vida Destiny has lo que se te ordena!
-Papá te estas comportando como un lunático.
-¿Cómo puedes siquiera seguir defendiéndolo?....-Nick estaba a nada de perder la cordura-…¿Cómo puedes quererte tan poco como para estar aquí?.....¡Es la bestia que te dejo muriendo en el pavimento de un puto estacionamiento!
-Él me salvo….-Destiny le hizo frente a sus padre con osadía e imprudencia. Nunca había tolerado que ofendieran a Drew y aquella no iba a ser la excepción-…Si no fuera por él yo no estaría aquí.
-¡Gracias a él  acabaste en el hospital!
-Estas siendo injusto….
-¡Y tú una estúpida!

Eso fue lo ultimo que pudo pronunciar Nicholas ya que de un segundo a otro se vio a si mismo acorralado contra la pared mas cercana. Destiny no hizo más que chillar asustada en cuanto asimilo la imagen que presenciaban sus ojos.  Drew tenía a su padre incrustado contra la pared, las venas de su cuello estaban visiblemente alteradas y no hacia más que maldecir entre dientes conforme tomaba con mucha más fuerza las solapas de la chaqueta de su progenitor.

Inconscientemente y con el corazón en la garganta fue hacia ellos. Cuidadosamente coloco una mano en el brazo de Drew, luego solo paso saliva y observo a las personas que miraban atónitas la escena. Justin, Selena, Devon, Amanda, Wrath y su madre miraban los hechos completamente lívidos. Si, las cosas habían empeorado mucho mas de lo que ya lo estaban en menos de un parpadeo.

-Suéltame muchacho….-Mascullo Nick alzando sus manos hasta cubrir las muñecas de su ahijado-… ¡No me hagas lastimarte Drew!
-No voy a permitir que te dirijas a ella de esa manera de nuevo ¿Comprendes?....-Las palabras de Drew fueron frías y amenazantes-….Podrá ser tu hija pero te guste o no también es la mujer que amo y mientras viva nadie jamás le volverá a hablar como tu lo has hecho.
-Drew mírame….-Dest presiono mucho mas su agarre en el brazo del chico que estaba a nada de salirse de si. Todo iba a estallar si no lograba calmar la situación-….Vamos Drew, es suficiente.

Sus palabras fueron sumisas y de cierta forma imploradoras, estaba usando de nuevo ese tono, ese peculiar tono que solo utilizaba cuando el infierno estaba a punto de desatarse. Contuvo el aliento monetariamente en cuanto noto como los ojos verdes que odiaba amar se posaron en ella. Sabia lo que pasaba, él estaba debatiéndose en su interior, pero al final como ya lo esperaba Drew cedió.

En cuanto noto como aquel chico alejaba sus manos del hombre que le había dado la vida, no hizo más que alejarlo sutilmente y mirarlo a la cara. Todo aquello era su culpa, de haber escuchado a Amanda nada habría pasado y….

-¿En verdad quieres eso?....-Las roncas y lastimeras palabras de Drew la hicieron reaccionar. Él en verdad estaba sufriendo. Quisiera aceptarlo o no era insoportable verlo-…. ¿Realmente quieres que me mantenga alejado de ti?
-No tenemos….-Dest sintió como las palabras de atascaban en su garganta, algo en ella estaba tratando de detener lo que estaba a punto de decir-…..No tenemos otra opción, ya no podemos hacer nada mas que seguir adelante.
-De acuerdo….-Él asintió y parpadeo un par de veces para alejar las lágrimas que se habían acumulado en sus ojos, momentos después simplemente aclaro su garganta y suspiro derrotado-….Solo concédeme una cosa más.
-Drew…
-Mírame a los ojos y dime que no me amas….-La miro con fiereza después de eso-….Te dejare ir solo si tienes la valentía suficiente para mentirte a ti misma.

Destiny sintió como todo en ella caía en picada al escucharlo y fue en ese preciso momento cuanto noto que la persona que tenía frente a ella había dejado de ser su Drew. Él se había convertido justo frente a sus ojos y en menos de un parpadeo, él se había puesto su coraza inquebrantable de nuevo, él simplemente se había transformado en Drew, el chico que había aparecido frente a ella por  primera vez un año atrás en el jardín de sus tíos.

El impacto de aquello fue tan grande que sintió como el corazón se retorcía literalmente dentro del pecho, pero aun así tomo aire y se preparo para martillar el último clavo en aquel ataúd.

Estaba asesinándolo, sabia perfectamente que estaba hiriendo a aquel hombre de la peor forma posible, pero no tenia otra opción. Ambos se habían hecho el suficiente daño el uno al otro, no podía arriesgarse a hacerlo de nuevo y aunque aquel no fuera el caso, tenia que ser honesta consigo misma. Él dolor que Drew le había ocasionado aun tenia cierto dominio sobre ella. Si, lo había perdonando, pero aun con ello una parte interna en su cabeza seguía exigiendo venganza, seguía gritando en agonía y aun no podía ignorarla. Tenerlo cerca solo implicaba luchar contra la necesidad de hacerlo pagar por todo  el daño que él le había infringido y no era lo suficientemente perra como para caer en ese circulo.

Aun lo amaba lo suficiente como para terminar con todo aquello de la forma menos dañina posible, así que si, iba a mentirse a si misma, lo haría por ambos.

-Ya no te amo.
-En ese caso, no hay nada más que decir….-Drew hizo una expresión indescifrable antes de acercarse a ella y besar su frente suavemente, luego solo aclaro su garganta y observó  hacia el hombre que seguía contra la pared-….No tendrás que preocuparte mas tío Nick, de ahora en adelante será como si nunca hubiera existido.

Y tras aquella simple afirmación Drew salió de la habitación.

Nadie se movió por un tiempo, la primera persona en hacerlo fue Dest. Al asimilar el peso de las palabras que aquel hombre había dicho simplemente se dio vuelta y encaro a las personas restantes en la habitación.

Su padre miraba hacia el suelo conforme acomodaba su ropa,  Selena y Justin tenían expresiones fúnebres en sus rostros, su madre tenia sus ojos puestos en ella; como si supiera el dolor que en ese momento estaba arrastrándose atreves de sus venas, Wrath tenia fuertemente abrazada a Amanda y Devon, Devon no estaba, lo cual significaba que había corrido tras Drew.

Aquello último no hizo más que desencadenar por fin las lágrimas que se habían acumulado en sus ojos en todo ese tiempo. Lo había hecho, por fin había terminado con aquel capitulo en su vida y lo jodidamente irónico era que no se sentía para nada liberada.

-Dest…
-Esto…-Antes de que Amanda pudiera decir alguna cosa que la hiciera llorar mas, la paro con una leve sonrisa y limpios su lagrimas-…Esto es algo que tenia que pasar, yo estoy bien  y se que él también lo estará…Ahora solo  ¿Podrías llevarme a casa de los abuelos Wrath?, necesito estar sola un tiempo.
-Tu no iras a ninguna parte que no sea nuestra casa señorita…-Aseguro Nick en cuanto noto como su hijo asentía y sacaba las llaves de su auto-….Aun estas delicada y…
-¡Solo cierra la boca de una jodida vez!...-Por primera vez en su vida Destiny le hablo altisonantemente a su padre y no se arrepentía de ello, estaba harta, harta de su estúpida actitud-….No voy a ir a ninguna parte donde estés tu….¡Estoy harta!, harta de todo esto, ¡Harta de que te comportes como un jodido loco!....¡Harta de que actúes como si fueras completamente digno!.....Se lo que hago con mi vida, no necesito que trates de controlarla.
-¡No voy a permitir que me alces la voz de esa manera!.....-Nick entrecerró los puños y controlo su coraje-… ¡Soy tu padre y mientras vivías bajo mi techo harás lo que yo te diga!
-Es suficiente…-Miley hablo por primera vez en la noche y se adentro a la habitación hasta poder estar frente a ambos, ya ahí no hizo mas que mirar hacia su hijo-…Wrath lleva a Dest a casa para que recoja algunas cosas,  pasara la noche en la finca.
-¡Estas jodiendome!
-No Nicholas….-Mirando a sus esposo Miley negó y tenso mas su gesto-…Pero comenzare a hacerlo si no cierras la boca de una maldita vez.



***************************


114…115...116…117...118…119…

Dest abrió los ojos en cuento su conteo mental llego al ciento veinte y solo entonces se permitió nadar de vuelta a la superficie. En cuanto su cabeza salió del agua el aire golpeo sus fosas nasales con brusquedad  lo cual la hizo toser y maldecir entre dientes. Era increíble, pensó al calmar su respiración y volver completamente en si, por fin había roto su propio record.

Desde lo sucedido en la finca dos semanas atrás se había obligado a perfeccionar mucho más su  capacidad de nadar y sin duda alguna lo había hecho. Era mucho más rápida en el agua y su  tolerancia de aguantar la respiración se había duplicado. Se sentía orgullosa de alguna manera, aquello salvaba vidas, solo bastaba recordar el incidente con Samuel. De haber sido un poco mas dedicada aquella noche no habría llegado a tanto, de ser más precavida las cosas no….
-Dios mírate….Te ves increíblemente sexy.

Completamente aturdida y un tanto asustada se dio vuelta violentamente entre el agua y observo hacia donde provenían aquellos gritos. Todo su ser se relajo visiblemente al ver a Amanda recargada en una de las barandillas de seguridad de la pecina, tal parecía que la práctica de porristas había terminado.

-Puedo decir lo mismo de ti capitana…..-Aseguro nadando hacia la orilla y saliendo del agua-…Esa pequeña falda cada vez es mucho mas corta.
-Basta, suenas como mi madre….-Riendo Mandy le paso una toalla y se acerco hasta poder depositar un pequeño beso en su sien-… ¿Cómo estuvo tu entrenamiento?
-Justo como todos los demás….-Dest hizo una mueca conforme se secaba para luego suspirar-…Terminamos hace una hora  pero decidí quedarme un poco mas.
-Se que siempre te lo digo, pero…. ¿Podrías tomarlo con calma?
-Voy a estar bien  Amanda….-Sonrió torcidamente al presenciar la preocupación en el rostro de su mejor amiga-….Este es mi verdadero escenario, nada puede pasarme estando en el agua.
-Lo se, es solo que no  puedo evitar preocuparme por ti y lo sabes.
-Solo confía en mi ¿Quieres?...Ahora, ¿Qué planes tienes para hoy?
-No mucho….-Mandy se cruzo de brazos conforme pensaba-… ¿Tienes alguna cosa en mente?
-Podríamos salir a cenar…-Encogiéndose de hombros la miro con algo de nostalgia-….No hemos hecho eso en un buen tiempo y verdaderamente extraño tenerte cerca…Puedes llevar incluso a Wrath, creo que necesitamos un poco de distracción.
-Te entiendo….-Amanda suspiro y negó mientras se pasaba las manos por el cabello-…Las cosas no están siendo demasiado fáciles que digamos, pero nos olvidaremos de eso por lo menos esta noche…Llegando a casa llamare a Wrath y nos iremos por ahí ¿Te parece?...Por lo pronto tomemos una ducha, de no ser así el agua clorada te dejara mucho mas pálida de lo que ya estas.

Dest asintió, momentos después sintió como su mejor amiga le pasaba un brazo por los hombros y comenzaba a arrastrarla fuera del gimnasio.

Conforme recorrían los pasillos se dijo que en efecto, nada había sido fácil en aquellas dos jodidas semanas. Luego de su enfrentamiento con Drew todo a su alrededor se había tornado tenso e incomodo.  Las cosas con su padre no se habían resulto en todo aquel tiempo, las peleas entre ambos se habían intensificado gravemente, lo cual significaba que se mantenía constantemente escapando a la cabaña de sus abuelos. Por otro lado estaba el alejamiento entre su familia y los Bieber, después de aquella noche donde prácticamente Drew casi mataba a su padre nada había vuelto a ser igual, era como si una barrera imaginara se hubiera alzado entre todos, su madre y Selena ya no hablaban como antes, Justin y su padre apenas y  toleraban verse, era como si una vieja grieta hubiera renacido y no podía sopórtalo.

-Deja de pensar en ello, encontraremos una forma de volver a ser lo que éramos.

Parpadeando se concentro nuevamente en Amanda, la cual la miraba con compresión y tranquilidad. Aquello la hizo sentir mucho mejor de cierta manera, sabia que pasara lo que pasara siempre se tendrían la una a la otra.

Entraron a las duchas y sin más comenzaron a desvestirse. Dest agradeció enormemente al cielo que las instalaciones estuvieran desiertas, no tenia problema con que Amanda la viera desnuda, pero sin con que un puñado de chicas lo hieran. Lanzo un gemido placentero  y cerró los ojos en cuanto abrió los grifos y el agua tibia comenzó a recorrer su cuerpo, en verdad necesitaba un descanso de toda aquella….

-¡Que mierdas es eso!

Mandy lanzo un grito ensordecedor lo cual prácticamente ocasiono que Dest se estremeciera al grado de casi resbalar. Al estabilizarse la chica de cabello rubio no hizo más que alejar el agua de su rostro aun confundida y mirar hacia su mejor amiga.  Amanda la observaba  sin ningún pudor por encima de la columna que divida las duchas. Estuvo a nada de gritarle que no fuera una pervertida, pero entonces noto el punto exacto que aquella chica de ojos verdes veía.

Inconscientemente bajo la mirada hasta encontrarse con su tatuaje, luego y tras asimilar lo cubrió con una mano, lo había olvidado por completo.

-Realmente no es gran cosa, yo…
-¿¡Te hiciste un tatuaje!?....-Mandy la interrumpió tajante y sin importarle nada salió de su cubículo y entro al de su mejor amiga-….Oh mi dios, ¡Te hiciste un tatuaje sin mí!
-¿Mandy podemos hablar de esto cuando terminemos de ducharnos?....-La pregunta salió de Dest en un tono incomodo. Tener a Amanda Bieber desnuda frente a ella era un tanto intimidante-….Alguien puede entrar y….
-Oh deja el drama y no trates de desviarme, conocemos nuestros cuerpos perfectamente….Ahora solo dime ¿Cómo es que te hiciste un tatuaje sin decírmelo?
-Yo, no lo se….-Pasando saliva y poniendo un poco de distancia trato de ignorar la desnudes de su amiga  y busco las palabras correctas-…No estaba pasando un buen momento en Italia, necesitaba sacar todo el odio de mi, necesitaba dejar ir todo lo que me amarraba al  pasado….Karlie hablo conmigo y me convenció de hacerlo, así que….
-Waooo alto ahí…-Mandy se quedo seria un momento asimilando las palabras, luego solo se preparo para dejar salir su lado herido-…. ¿Quien mierdas es Karlie?
-Una amiga…Quiero decir, la novia de Cameron, realmente no…-Dest dejo de hablar al percibir como los ojos verdes de la chica que era casi su hermana se aguadaban-….¿Vas a llorar por esto?
-Estuve rogándote un año…-Tornándose seria,  Amanda limpio sus lagrimas y se coloco su armadura orgullosa-….Trate de convencerte durante todo un año para que nos hiciéramos algún tatuaje juntas, pero siempre decías que no era lo tuyo….Luego viajas a Italia, conoces a una desconocida y simplemente accedes…. ¡Que rayos pasa contigo!
-Amanda no es lo que parece, nosotras no….
-En verdad creí que era tu mejor amiga…
-¡Dios, lo eres!, esto no tiene nada que ver con nuestra amistad, esto… ¡Oh vamos regresa aquí!

Destiny se quedo prácticamente anonadada en cuanto vio a su mejor amiga regresar a su regadera, ¿En verdad estaba pasando aquello? ¿Amanda en verdad estaba celosa?

Una pequeña risa se atasco en su garganta al considerar la idea, pero tan pronto como eso paso se obligo a si misma a tornarse completamente seria,  si se reía de ella en su cara probablemente todo empeoraría mas de lo que estaba. Aclarando su garganta y lanzando un suspiro tomo el bote de shampoo que estaba en una de las repisas y comenzó su ducha.

Conforme repetía la actividad  se dijo que tal parecía los celos y posesividad se llevaban en los genes. La última vez que había visto aquella mirada verde  llena de ira y de cierta forma agonía por celos había sido la noche en la cual las esperanzas de Drew habían muerto. Amos eran uno solo, pensó mirando levemente hacia la chica que se empeñaba en ignorarla. Ambos tenían todo ese amor que dar y se sentían amenazados con la más mínima competencia, ambos eran estúpidamente inseguros aun cuando eran maravillosamente perfectos.

-¿En verdad vamos a hacer esto?...-Pregunto un tanto temerosa al cerrar los grifos. No recibió respuesta alguna-…Vamos  Lena, sabes que estas siendo injusta.

Gruño en sus adentros y rodo los ojos con frustración en cuanto Amanda se envolvió en una toalla y camino directo a los vestidores sin siquiera mirarla. Tener a Selena Amanda Marie Bieber como mejor amiga era como tener al más celoso de los novios, pero aun con ello la amaba con todo el corazón.

Cubriéndose con una toalla siguió el camino que su mejor amiga había trazado. Al entrar a los vestidores simplemente camino hacia su casillero y comenzó a vestirse. Volvió a articular palabra en cuanto Amanda lanzo una maldición entre dientes.

-No es lo que piensas….-Murmuro sin mirarla-…No lo hice por ella, lo hice por mi, lo hice por que lo necesitaba, ni siquiera lo pensé….De cualquier forma no es gran cosa.
-Si, supongo que no lo es….-Mandy mascullo las palabras para luego aclarar su garganta-….Tienes razón, es estúpido, puedes hacer lo que quieras con quien desees…Disculpa mi comportamiento, ahora me voy….Nos vemos esta noche.
-Deja de hacer eso.
-¿Hacer que?
-Hablar como si no fueras importante en mi vida…-Dest abrocho sus pantalones y por fin encaro a su mejor amiga. Su corazón se encogió levemente al notar la expresión indignada de Amanda, era como una niña pequeña-….Solo es un puto tatuaje Mandy, no se compara con la vida que eh pasado contigo….Eres mi hermana, mi mejor amiga, mi jodida alma gemela…. ¡Dios!, incluso podría jurar que seriamos pareja de no ser tan putamente heterosexuales….Eres mi otra mitad Amanda, seas un dolor en el culo a veces o no, eres mi otra mitad.
-Lamento mi comportamiento….-Repitió Mandy dejando caer sus hombros negando para si misma-…Es solo que recuerdo como estaba nuestra relación en ese tiempo, tu me odiabas, te fuiste y comenzaste una vida nueva…. ¿Por que no buscarías otras amistades?, después de todo yo soy idéntica al bastardo que rompió el corazón.
-Oye basta…-Inconscientemente Dest sonrió y se acerco hasta estar frente a ella-…Estaba equivocada, todo ese tiempo lo estuve....Realmente estaba enojada conmigo misma, tú solo fuiste un blanco con el cual descargue mi ira y sinceramente siento eso….Y ¿sabes?, nunca lamentes ser idéntica a tu hermano….Ambos son las dos personas mas hermosas que eh visto en vida.
-¿Es aquí cuando me besas?...-Jugueteo Amanda, luego simplemente fue hasta su mejor amiga y la envolvió en un fuerte abrazo-…En verdad lo siento.
-Yo igual…-Dest se separo y pellizco las mejillas de la morena por algunos segundos-….Pero ¿sabes?, voy a compensártelo….Tu cumpleaños es en menos de un mes, iremos a tatuarnos cualquier cosa que desees.
-¿Hablas enserio?
-Por supuesto.
-En verdad no debiste decir eso….Lamentaras tu promesa cuando tengas mi nombre tatuado en el trasero.

Fue inevitable, tras aquel comentario ambas comenzaron a reír de la manera más frenética posible, lamentablemente la alegría duro poco ya que las puertas de los vestidores se abrieron y miles de chicas sudorosas comenzaron a llenar el espacio. Era el equipo femenil de Lacrosse y eso solo significaba una cosa.

Destiny se tenso de pies a cabeza y sin pensarlo comenzó a recoger sus cosas en cuanto noto como la presencia de Susan Norton se abría paso entre la multitud. Desde que había vuelto de Italia no había tenido ningún tipo de contacto con aquella chica, pero aun así seguía sin sentirse cómoda a su alrededor. No era que le temiera, aquel ya no era el caso, simplemente prefería mantenerse alejada para evitar cualquier tipo de confrontación.

-Oh dios, ¿Cómo es que conseguiste eso chica?

La inesperada pregunta la hizo parpadear y concentrar su atención en la persona que tenia a tan solo un par de metros. Nunca había intercambiado más de dos palabras con Alison Denver, pero en ese momento aquella chica estaba ahí, mirando hacia su vientre con horror. Entendió todo al instante y suspiro resignada al captar la mayor parte de las miradas en ella. Su accidente seguía siendo un tema tabú en el instituto, pero quisiera aceptarlo o no se había acostumbrado a ello.

-¿Por qué no solo te mantienes en tus asuntos?

La voz de Amanda contesto a la pregunta de una forma no muy amigable, lo cual ocasiono que se pusiera alerta. Lo ultimo que necesitaba era un drama mas aquel día.

-Tuve un accidente hace casi siete meses…-Contesto no sin antes mirar a hacia Mandy para hacerle saber que podía manejarlo-…Así fue como conseguí esa cicatriz.
-Oh cierto…-Alison asintió sin malicia alguna-…Alguien te dio un disparo, ya recuerdo.
-No realmente….-Dest hizo una cara graciosa-…Fue una navaja de casa.
-Oh dios mío ¿Cómo es que eso fue posible?
-Un tipo loco en una fiesta lo hizo….-Una de las chicas semi desnudad en la habitación amblo. Todos se quedaron en silencio-…Dicen que tus signos vitales se fueron durante cinco minutos y que después volviste…. ¿Es cierto?
-Es lo que los doctores afirman….-Se encogió de hombros ligeramente incomoda-…No recuerdo mucho, todo paso en menos de un parpadeo.
-Tuviste suerte….-Aseguro Alison con una flamante sonrisa-…Tienes un gran ángel de la guarda.
-Vaya que lo tiene…Su nombre es Drew Bieber.

Susan alzo a voz con un aire sarcástico y maligno conforme se movía hasta estar cara a cara con Destiny, luego solo bajo la vista hacia cicatriz que todo mundo veía. Dest entrecerró los puños y contuvo la rabia que hasta ese momento había mantenido en el baúl de los recuerdos. Si esa perra quería pelea, la tendría.

-Hablando de él, escuche que a vuelto… ¿Es cierto?
 -No tengo la menor idea Susan…-Frunciendo los labios Dest tomo su camiseta y se la coloco en un tiempo record, luego solo se dispuso a irse de ahí-…Ahora si me disculpas…
-Oh cierto…-La chica castaña lanzo una pequeña risa de superioridad-…Había olvidado que ustedes ya no están juntos.
-No hagas esto ¿Quieres?, esta en el pasado…
-¿Eso quiere decir que me permites ir tras é de nuevo?
-Dudo que recibas alguna atención….-De un segundo a otro la posesividad de Dest salió a flote-…Él es demasiado listo como para conformarse con tan poco.
-Esto es increíble….-Susan negó sin dejar de sonreír-…Aun cuando te dejó  sin consideración sigues queriéndolo… ¿Cuanto rechazo necesitas para darte cuenta de que no eres nada?
-No se de que estas hablando….
-Vamos Dest, es un pueblo pequeño y los chismes corren rápido….Toda la escuela sabe que te dejo en la lluvia como a un pequeño perro sarnoso…. ¿Pero que esperabas?, te lo dije desde un principio, el jamás estaría con alguien como tu.
-Si no quieres que destruya tu sucia boca te recomiendo que te calles de una jodida vez por todas…-Amanda tomo el control de la situación  en cuanto noto como la fortaleza de su mejor amiga se estrellaba-...No voy a dudar en hacerlo Susan, así que déjalo…
-Solo estoy diciendo la verdad…-Se escudo con inocencia-…Seamos realistas, ni siquiera tu deberías formar parte de su grupo de amigos.
-Jamás en la vida te compararas con ella…-Mandy controlo las ganas de estamparle el puño en la cara y sin mas sonrió-..Pudiste haber obtenido sexo de mi hermano, pero jamás obtendrás lo que ella  obtuvo y eso es su amor y lealtad.
-Pues no creo que nada de eso le haya servido de mucho….De cualquier forma se quedo completamente sola.

Destiny alejo a su mejor amiga en cuanto noto como esta se encontraba a nada de comenzar una pelea. Suficiente, había tenido suficiente escuchando toda esa mierda y se lo dejaría en claro a aquella jodida perra.

-¿Cuál es el fin de todo esto Susan?...-Pregunto con algo de humor-… ¿Restregarme en la cara que tenias razón? ¿Demostrarme que Drew solo quería una buena noche conmigo?...Esta bien, tu ganas….Incluso puedes ir tras él de nuevo, volvió y se quedara aquí…Tienes mi bendición, ahora solo vete a la mierda y déjame seguir con mi vida.
-Siempre serás una cobarde….-Le aseguro Susan en cuanto estuvo a punto de salir por a puerta-..Siempre serás una chiquilla asustada.
-Y tú siempre serás una Zorra.

Destiny dejo los vestidores con paso fuerte después de aquello. No había ganado la pelea pero tampoco la había perdido. Maldiciendo se paso las manos por el cabello y trato de controlar su respiración. Pudo haberle demostrado Susan que estaba equivocada, pudo haberle asegurado que podría tener a Drew a sus pies cuando quisiera, pero eso implicaría volver al pasado y era lo último que necesitaba. Estaba avanzando, con o sin consecuencias estaba dejando todo atrás, no podía ceder, no en ese momento.

Traspaso las puertas principales del instituto casi corriendo, ya afuera simplemente apoyo las manos en sus rodillas y respiro fuertemente con necesidad. Él ardor  familiar en su pecho latía con fuerza en ese momento, lo cual la hizo maldecir por dentro. Tenia que tomar las cosas con calma, regresar al hospital solo complicaría las cosas mucho más.  

-Debiste dejar que le partiera la cara.

Sonrió entre el dolor en cuanto escucho la voz de Amanda a su espalda, momentos después solo se irguió nuevamente y miro a su mejor amiga.

-Puedo luchar mis batallas.
-Lo se, pero aun así nadie te dañara mientras yo este junto a ti…-Mandy trato de no entrar enloquecer al ver como su mejor amiga frotaba su pecho un par de veces-….¿Estas bien?
-Si, solo necesito un poco de tranquilidad y tal vez un par de ibuprofenos.
-¡Hija de puta!, regresare ahí y la matare.
-Solo es  un poco de dolor Amanda, solo…

Destiny pudo haber seguido enumerando las razones por las cuales estaba perfectamente “bien”, pero no pudo hacerlo y todo gracias a la imagen del chico que no había visto en las últimas dos semanas.

Drew apareció en su campo de visión de un segundo a otro y el imple hecho hizo que sus rodillas temblaran mas de lo que ya lo hacían. Él estaba ahí, a unos cuantos metros de ellas, sobre una enorme camioneta Range Rover negra y la miraba como lo había hecho la última vez, la miraba como si no fuera nada más que una extraña. Su corazón lanzo un grito adolorido tras lo ultimo, ocasionando que cerrara  los ojos por un mili segundo.

Era increíble y de cierta forma hipócrita que se sintiera mal tras su indiferencia, después de todo ella misma era la que prácticamente lo había obligado a que se alejara, pero aun así sentía dolor cada vez que recordaba la forma en la que él la miraba. Era como si estuviera decepcionada por la facilidad con la cual Drew había renunciado a ella. Estaba enloqueciendo, cada día lo hacia mas, no había otra explicación, pero tenia que vivir con ello, no había marcha atrás y lo sabia.

Contuvo el aliento y alejo la vista monetariamente en cuanto se percato de cómo él bajaba del auto y se aceraba a ellas con la agilidad  digna de un jodido modelo. Sabía que no debía pensar en ello, pero aquel imbécil se encontraba más atractivo que nunca. Llevaba una camiseta sin mangas roja y unos pantalones ajustados rasgados por las rodillas, sin contar que su cabello seguía largo y sus mejillas aun estaban cubiertas de espesa barba. Era realmente injusto que el siguiera teniendo esa clase de efecto en ella.

-¿Qué estas haciendo aquí?...-Amanda fue la primera en romper el silencio en cuanto se percato de la presencia de su hermano-… ¿Dónde esta Jeff?
-Tu guardaespaldas tiene el día libre, tal parece que su esposa entro en labor de parto….-Respondió Drew en tono osco y sin despegar la vista de su melliza-….Así que papá me envió a recogerte.
-Pudieron haberme llamado…-Se quejo algo irritada-…Pude haber tomado el autobús o pedirle a Wrath que pasara por mi.
-No veo el  por que hacer eso cuando me tienes a mi…-Él se encogió de hombros con aire despreocupado-…Además necesitaba una escusa para correr por primera vez la camioneta.
-Cierto, tu nuevo juguete.
-Yo me voy….-Dest interrumpió  la conversación con un suave susurro, el cual solo llamo la atención de Mandy, lo último no le sorprendió. Después de todo él fue estaba  haciendo lo que había prometido, era como si nunca hubiera existido-….Necesito hacer mis deberes antes de que salgamos esta noche…Te llamare ¿De acuerdo?
-Espera….-Amanda tomo la mando de su mejor amiga y la miro de arriba abajo-... ¿Estas completamente segura de que estas bien? ¿Puedes conducir?
-No es nada a lo que no este acostumbrada Mandy….-Sonriendo torcidamente se inclino hasta abrazar a la chica que tenia frente a ella-…Te amo, nos vemos en unas horas.

Drew observo como la chica de sus sueños se alejaba con paso cansado sin siquiera mirarlo y al hacerlo tuvo que contener el impulso protector que luchaba por salir de su cuerpo.

Estaba frenético, incluso lo que seguía después de eso. Habían pasado dos semanas, dos putas semanas desde que la había visto por última vez y entonces de pronto ahí estaba ella, con expresión cansada y dolor en su mirada. Aquello último era lo que lo había animado a bajar del coche. Al verla salir por las puertas del instituto casi corriendo todo en él se había puesto alerta. Conocía a Dest demasiado bien como para saber que algo le pasaba y eso de alguna forma u otra lo hacia sentirse inquieto. Si, probablemente se había prometido a si mismo dejarla ir, pero eso no significaba que dejara de velar por su seguridad. Tal vez no tenia el derecho de amara, pero si el de protegerla y eso jamás cambiaria.

-¿Qué es lo que le pasa?....-Pregunto cauteloso. Su hermana apenas y lo miro-…Amanda…
-¿En verdad te importa?

El tono irónico y frio de su hermana se impacto en él como una bofetada, ocasionando que su auto control se tambaleara. ¿Cómo se atrevía a cuestionar la importancia que tenia Dest para él?, aquella chiquilla era una de las personas que mas le preocupaban y por las cuales daría la vida. No era su culpa, el estar alejado de ella no había sido su decisión  ¿Por qué lo trataban como el malo de la historia?

-Sabes la respuesta a esa pregunta….-Aseguro con dientes apretados-….Sabes que la amo.
-Lo único que se Drew es que eres un imbécil.
-¡Destiny no me ah dejado otra opción y lo sabes!....-Alzando la voz la tomo por la muñeca en cuanto ella trato de darle la espalda-… ¡Yo no decidí esto!
-Si, lo hiciste cuando te largaste hace siete meses.
-¡Era lo mejor que podía hacer!
-Bueno, ella esta haciendo lo que cree que es mejor al igual….-Se miraron por interminables segundos-..No puedes juzgarla.
-Amanda por favor, solo….-Suspiro y cerro los ojos por un breve momento-…Solo necesito saber que ella esta bien…Necesito saber que es lo que le pasa.
-Susan Norton, eso es lo que le pasa.

Amanda se hecho a andar hacia la camioneta después de eso. Drew simplemente se quedo de piedra un momento, luego corrió detrás de su hermana. Esperaba que aquello no significara lo que pensaba, por que de ser así las cosas no serian buenas.

-¿Qué fue lo que paso ahí adentro?....-Cuestiono mucho mas insistente que antes en cuanto ambos estuvieron dentro del auto-…¡Joder Amanda!
-Ella prácticamente la embosco asegurándole que jamás fue suficiente para ti….-Mandy negó y trato de controlar su propia ira-…Le repitió cuantas veces pudo que esa era la razón por la cual la habías dejado…..Después dijo que ira tras de ti nuevamente.
-¡Maldita zorra!
-Oh vamos no seas hipócrita, eso no pensabas cuando te la jodias.
 -Revolcarme con esa perra ha sido el peor error de mi vida.
-Ese no es asunto mío, solo espero que se mantenga alejada de Dest….No se como responderé si vuelve a acercársele, esta demasiado frágil en este momento.
-¿Qué quieres decir?
-A pasado por mucho Drew…-Mirando recelosamente a su hermano suspiro-…Y disculpa que te lo diga pero tu regreso no ayudo mucho que digamos…..Su corazón puede ser una bomba de tiempo si no toma las cosas con calma.
-No te preocupes…..-Él mascullo cada letra con notoria ira-….Yo me encargare de esto.
-No es tu pelea.
-Lo es cuando se trata de ella….-Ambos volvieron a luchar con sus miradas-…Quieran aceptarlo o no Amanda, ella es mía….Y yo cuido de lo que es mío, nadie va a dañarla….Eso te lo puedo asegurar.



---------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Hola. 
Como ya lo había dicho, e vuelto o eso creo. 
Se que a pasado tiempo desde la ultima vez y si soy honesta, estuve a nada de dejar esto, pero no lo se, e tenido este proyecto desde que tenia 16, ahora ya tengo 22 y creo que todo el tiempo invertido merece ser terminado como se merece. 
Un capitulo mas, algo corto, pero es mejor que nada supongo. 
Estaré actualizando lo mas rápido que mi trabajo, familia y amigos me lo permitan. 
Por ultimo, voy a estar editando un poco la imagen del blog, comencé con algo simple, como la imagen de los personajes....Camila Cabello <3 y Shawn Mendes son los nuevos Amanda y Wrath, por alguna razón creo que tienen mas esencia de esta manera, aun cuando soy CamrenShiper jajajja.

Una vez mas, gracias por leer si aun sigues aqui.
Significa mucho. 




miércoles, 21 de junio de 2017

Soon.....


No se si aún hay personas vivas aquí, pero si es así.... Chicas, estoy de vuelta. 
Esperen capítulo este lunes. 

martes, 15 de noviembre de 2016

¿Im Your Destiny? - Cap 48


-Ella esta bien....Esta inconsciente por la baja temperatura en su cuerpo, pero despertará en cuanto su sistema entre en calor nuevamente. No hay nada de que preocuparnos.

Toda la habitación se lleno de vida luego de aquellas palabras, todos sollozaron con alegría, todos excepto Drew. No era suficiente, aquello no era suficiente, no al menos para él. Necesitaba verla, solo así podría estar tranquilo, solo así podría dejar de odiarse por lo menos un poco.

Pasando saliva y desasiéndose de la manta que cubrir sus hombros se puso de pie, luego solo se movió hasta estar frente a una de las ventanas del corredor. Era increíble, pensó. No llevaba siquiera un día devuelta en la vida de Dest y ya había estado a punto de asesinarla nuevamente. Negó un par de veces y apoyo ambas manos en el marco de la ventana conforme recordaba todo una vez más. Era un jodido hijo de puta, todo aquello había sido su culpa.

-Ahora es tu turno, ven aquí muchacho, tengo que revisarte.

Mirando sobre su hombro se concentró en el anciano hombre con bata blanca que se encontraba a su espalda. El accidente había sido tan imprevisto que nadie había tenido tiempo de hablarle a una ambulancia, lo único que habían conseguido dadas las circunstancias y la hora había sido aquel hombre. Sonrió con tristeza y sin más le dio la cara. Le importaba una mierda que aquel anciano no fuera un médico importante, él había cuidado de Dest y se lo agradecía con toda el alma.

-Estoy bien, no es necesario...-Le aseguro con un susurro. No le quedaba voz, había gritado sin parar al sacar a Dest del agua que ya no podía articular palabra-... Ella es la que importa, yo...
-Estas sangrando de tu cabeza muchacho, tengo que revisarte.

Inconscientemente elevó una mano hacia donde el médico miraba y descubrió que en efecto, se había lastimado  justo donde comenzaban las raíces de su cabello. Con una mueca recordó el momento exacto en el cual eso había pasado. Al ver a Dest caer al agua se había vuelto completamente loco y sin pensarlo siquiera se había lanzado por ella. La pesadilla comenzó en cuanto estuvo dentro de la laguna, la oscuridad había hecho imposible cualquier tipo de visibilidad y había ocasionado que se golpeara un par de veces con los témpanos de hielo que se  encontraban en lo profundo del estanque. Había estado a nada de perderla.

-En verdad  no importa, estaré bien y....
-Vas a dejar que el doctor Andrew te revise Drew, no está en discusión... Ahora vuelve a tomar asiento por favor.

Tensándose observó por primera vez a las personas que estaban a su alrededor. Miley era la que había hablando, se miraba tensa y sobre todo incómoda, podía imaginarse el por qué.

Sin decir alguna palabra camino hasta estar sentado de nuevo en una de las pequeñas sillas que se encontraban en el corredor.  Todos sabían su identidad, ya no tenía que esconderse más. Sonrió con tristeza en cuando el médico abrió su pequeño maletín de primeros auxilios. Aun tenia grabado en la cabeza cada una de las expresiones que aquellas personas había puesto al verlo, lo único que podía decir era que no todos estaban emocionados por su regreso y sin duda alguna quien encabezaba esa lista era Nick. El padre de Destiny no dejaba de  mirarlo como si quisiera propinarle la mayor de las golpizas y no lo culpaba, se merecía eso y mucho más.

-Es una contusión leve hijo....-Murmuró Andrew limpiando la herida-... No necesitas suturas.
-Bien.
-Lo que me preocupa es tu temperatura, estas congelado.... Quítate esa ropa y cúbrete de nuevo con una manta.... Te dará hipotermia de no ser así.
-Estaré bien, se lo prometo.
-Eso espero.

Sonrió con desgana y estrecho su mano después de eso, luego solo se puso de pie y sin más se deshizo de su camiseta en menos de un parpadeo. Sintió los ojos de todos clavados en el y no pudo evitar sentirse incomodo. Nunca antes había estado sin playera frente a nadie, sabia lo que ellos miraban, era consciente de lo asquerosas que eran sus cicatrices y lo espeluznante que resultaban sus tatuajes, pero no importaba, ya nada importaba.

Todo se quedo en silencio, nadie mencionó palabra alguna, no al menos hasta que Andrew tu f despido y bajo las escaleras directo a la puerta principal. Mascullo un par de palabrotas en cuanto escucho como la madre de la chica que amaba comenzaba a derramar lágrimas. Entendía el sentimiento, él al igual trataba de mantenerse fuerte,  pero lo cierto era que por dentro estaba a nada de derrumbarse, todo era una mierda.

-Hola campeón.

Parpadeando alejo todo pensamiento de su cabeza y se concentró en la realidad. Su padre estaba a un costado y sostenía una manta. Ambos se quedaron mirándose por un muy largo tiempo. La última vez que lo había visto había sido el día del  juzgado. Él le había ayudado a planear su huida, el lo había apoyado en su decisión. Un inesperado nudo se formó en su garganta y se obligó a si mismo a tragarlo. No había considerado volver a verlo.

-Toma, cúbrete....-Justin le paso la manta por los hombros y lo frotó un poco-.... Ahora vamos a casa.
-No voy a ir a ninguna parte... -Su boca respondió por si sola. ¿A que diablos se refería su padre con “Vamos a casa”?-....No hasta saber que ella esta bien.
-Drew no es un buen momento, solo vamos a casa.
-No habrá nada que me haga moverme de aquí papá.

-Obedece a tu padre hijo, lo mejor es que te vayas.

Se dio media vuelta y se topo cara a cara con la persona que había mencionado aquellas palabras. Nicholas el padre de Dest había dejado de abrazar a su esposa y en ese momento se encontraba ahí, frente a él,  con una mirada llameante, venas en el cuello y advertencia en su voz. Cerrando los ojos camino un par de pasos mas hacia aquel hombre, dios lo ayudará, sabía que Nick estaba en todo su derecho de correrlo de aquella casa pero no iba a a irse, por nada del mundo  se iría.

-Lo lamento tío Nick, pero no pienso irme de este lugar.... - Paso saliva y se preparo para recibir algún golpe-.... No al menos hasta ver con mis propios ojos que ella esta bien.
-Tu jamás volverás a poner los ojos en mi hija.....-El volumen de voz de Nick subió en menos de un segundo. Todo el mundo al rededor se puso alerta-... ¡No te quiero cerca de ella!
-Lo se, se como te sientes al respecto y créeme lo acepto…Pero lamentablemente la única que puede ordenarme que me largue es ella.
-Escúchame bien….-En un impulso Nick lo tomo del cuello con brusquedad y lo obligo a mirarlo a los ojos-…Eres hijo de una de las mujeres que mas amo y respeto en esta vida, pero aun así tu no eres grato en mi familia…Todo el respeto que sentía por ti desapareció cuando dejaste a mi hija muriéndose en el pavimento la noche que te fuiste.
-¿Qué?....-Aturdido miró a su alrededor en busca de respuestas. Sus padres simplemente alejaron la mirada. Todos evitaron hacer algún tipo de contacto visual con él, todos excepto Amanda. Ella le clavo sus ojos verdes llenos de rabia. ¿Qué mierdas había pasado?-…Yo no…No entiendo, ¿Muriéndose?, ella…
-Deja el papel de victima muchacho, por que no te queda….-Nick lo soltó con asco-…No eres mas que un ser despiadado.
-Nicholas basta…-Selena camino hacia su hijo y lo abrazo por la cintura-…No sabemos lo que en realidad paso esa noche, ni los motivos por los cuales Drew se fue….Y  lo cierto es que eso no importa en este momento, lo que importa es la salud de Dest.
-Ella estará bien Selena, siempre y cuando tu hijo se mantenga alejado de ella.  
-Eso no nos corresponde Nick.
-¡Y una mierda si no!....-Los murmullos que se habían comenzado a formar murieron gracias al grito de Nicholas-….Esta jodida historia no volverá a repetirse…. ¡Van a mantenerse alejados el uno del otro!
-Estas siendo egoísta.
-¡¿Egoísta?!....-Lanzo una carcajada llena de ironía-…Por el amor de dios Selena, cada vez que están juntos alguien sale herido y no pienso permitir que Destiny siga pagando los platos rotos, no mas…Sabes que te aprecio, sabes que amo el lazo que nuestras familias han construido, pero esto es algo que no voy a permitir…Lo siento.

La posesividad que Drew aun asentía por Dest comenzó a correr por su venas y lo hizo considerar la idea sacar a la bestia que llevaba dentro, pero no lo hizo y todo gracias al apretón de manos que su madre le propino. Mirándola a los ojos se dijo que tenia que controlarse, tenia que demostrarles a todos que su lado civilizado se había fortalecido, que había dejado de ser un jodido imprudente.

Amaba a Dest, ella era suya y estaba completamente seguro de que no desistiría al querer recuperarla, pero tenía que ceder aquella noche. Las cosas estaban al rojo vivo, las circunstancias no era las mejores. Tendría que esperar, ser paciente, luego solo tal vez Nick le permitirá acercarse y hablar. Por que lo haría, hablaría con aquel hombre a cualquier costo, le demostraría que era digno del amor de su hija,  le demostraría que jamás volvería a dañarla.

-Nunca fue mi intención dañarla tío Nick….-Aseguro con una triste sonrisa y mirándolo fijamente a la cara-…La verdad es que daría mi vida por ella cuantas veces fuera necesario…Pero soy un hombre y cometo errores, errores que creo tu también has cometido…Espero que algún día comprendas eso.

No dijo nada mas después de eso, al terminar tomo la mano de su madre y le dio la espalda. Las cartas estaban sobre la mesa, amaba a Dest y eso no cambiaria, no importaba que pensara ese hombre o el maldito y jodido mundo. Su amor por Destiny jamás desaparecería.

Salieron de la finca, no sin antes despedirse de Joe y Demi y sobre todo de Devon. El viaje en el auto fue más que fúnebre, nadie menciono palabra, todos se dedicaron a guardar silencio y se sumergieron en sus propios pensamientos. La situación comenzó a tensarse en cuanto estuvieron dentro de la casa.

Amanda fue la primara en deshacerse de su abrigo, luego solo ignoro a todo el mundo y subió las escaleras con lagrimas en los ojos. Drew se trago una maldición y se llevo las manos a la cabeza con desesperación. Así no era como había planeado su vuelta a casa, ninguna de aquellas reacciones era lo que había esperado.

-¿Por qué no subes a tu habitación y te das una ducha caliente, campeón?....-Justin igual se despojo de sus pertenencias, luego solo le palmeo la espalda-…Te sentirás mucho mejor después de eso.
-¿Puedo tomar una de las habitaciones de invitados?....-Pregunto en un susurro. Su habitación era el último lugar donde quería estar. Los recuerdos de lo que le había hecho a Dest seguían atacándolo en cuanto entraba-…Oh tal vez debería  irme al hotel, reserve una habitación en el que esta en las afueras de la ciudad y…
-No vas a ir a ninguna parte…-Selena se planto frente a él y suspiro agotada-...Esta es tu casa amor, toma la habitación que desees, pero no saldrás de aquí, no otra vez.

Asintió lentamente, luego solo se acerco hacia la mujer que le había dado la vida e hizo lo que había deseado hacer desde que la había visto aquella noche. La envolvió entre sus brazos y sonrió al sentirla demasiado pequeña contra si. Selena correspondió al abrazo instantáneamente y lo beso en la mejilla. Ambos sabían que había mucho que explicar, pero al igual sabían que no era el momento, lo mejor era descansar y hablar cuando todo se asentara.

-No vuelvas a alejarte de mi cariño…-Las lagrimas inundaron los ojos negros de Selena sin piedad alguna-….Somos tu familia, te querremos siempre, sea como sea.
-Lo siento mamá.
-Solo ve y descansa…-Besándolo por ultima vez lo dejo libre-…Toma un baño y trata de dormir, mañana será un nuevo comienzo y veras todo con mucha mas claridad…Además, tenemos mucho de que hablar, han pasado cosas amor, cosas importantes que debes saber….Y bueno, hay algo que tu padre y yo tenemos que decirles tanto a ti como a tu hermana….Así que vamos, sube y descansa.
-¿Todo esta bien?
-Ahora que estas aquí si, todo esta bien.

Selena suspiro con cansancio al ver como su pequeño subía las escaleras de la casa con desgana, luego solo cerro los ojos y hecho la cabeza hacia atrás ¿Qué mierdas había pasado aquella jodida noche?. Se relajo un poco al sentir el duro y fibroso cuerpo de Justin a su espalda, estaba tan exhausta que podía jurar que iba a desmayarse en cualquier momento.

-Vamos a dormir…-Le susurro el al abrazarla por la cintura y esconder el rostro en su cabello-…Ah sido una noche verdaderamente dura.
-Necesito tomar un baño…-Murmuro como respuesta, después solo negó-…Pero estoy tan casada que no creo tener fuerzas siquiera para eso.
-Veamos que podemos hacer al respecto ¿De acuerdo?

Justin no espero a que ella asintiera, sin decir nada más la tomo en brazos y comenzó a subir las escaleras con sumo cuidado. Hizo una mueca al no escucharla alguna queja, normalmente ella  lo reñía cada vez que la cargaba como una niña pequeña, pero en ese momento no había palabras de por medio. Eso solo hizo que los vellos de la nuca se le erizaran, no le agradaba en lo mas mínimo que su mujer se agotara, en su estado aquello no era bueno.

Al llegar a la habitación cerro la puerta usando su espalda, luego solo se traslado hasta el cuarto de baño. Ya ahí soporto todo su peso con una mano y comenzó a abrir los grifos de la enorme tina de mármol negro que estaba en una esquina de la habitación.

-¿Puedes desvestirte?

Al verla negar contra su pecho maldijo, aquella noche había sido demasiado. Con sumo cuidado la sentó en uno de los bordes de la tina y comenzó a deshacerse del hermoso y el elegante vestido que portaba, luego solo soltó su cabello y corroboro la temperatura del agua.

La metió en la tina cinco minutos después y ella no hizo más que lanzar un gemido lleno de agradecimiento. Sonrió con orgullo tras aquello y por patético que sonara se sintió mucho más hombre de lo que ya era. En el pasado había descuidado tanto a su esposa que en esos momentos vivía solo para complacerla. La amaba, ella era su todo, su mundo, haría lo que fuera por mantenerla feliz, daría la vida entera por su bien estar.

-Entra conmigo.
-No creo que sea buena idea amor…-Le acaricio el rostro con ternura-…Mejor solo relájate y…
-Por favor.

Dejo caer los hombros completamente derrotado en cuanto ella abrió los ojos y lo miro de aquella forma tan desgarradora, luego simplemente comenzó a desvestirse. Entro a la tina segundos después usando aun sus bóxers. Era mejor prevenir, pensó. Aquella mujer era su esposa y él era un hombre completamente enamorado, aun así no era momento para una escena pasional. Su mujer necesitaba  atención, no su cuerpo.

-Eres adorable.
-¿A si?...-Justin se acomodo a espaldas de su mujer y la hizo recostarse en su pecho-… ¿Qué te hace pensar eso?
-Te dejaste la ropa interior…-Ella sonrió y alzo la vista hasta poder encontrar sus ojos-…Eso es un enorme “Te amo” viniendo de ti.
-Vaya, gracias por hacerme sentir un maniaco sexual.
-No eres un maniaco sexual, no del todo…..-Lo beso en el cuello al verlo hacer una cara ofendida-…Solo digamos que en ocasiones no puedes mantener las manos quietas.
-Sabes que ese efecto en mi solo lo puedes desencadenar tu…-Besándola en la frente tomo el bote de shampoo que descansaba en un costado y se vertió un poco en las manos-…Sabes que no hay nadie mas que tu en mi corazón.
-Si, ahora lo se…-Gruño llena de satisfacción en cuanto él comenzó a masajearle el cabello-…Nos llevo tiempo pero ahora lo se.
-¿Puedo preguntarte algo que jamás te eh preguntado?
-Dispara.
-¿Me has perdonado?....-Detuvo su masaje al sentir como ella se tensaba-…Quiero decir, ¿Me has perdonado del todo?
-Si.
-¿Segura?....-Todo se quedo en silencio, momentos después ella se movió hasta estar a horcajadas sobre él-…A lo que voy es….Te lastime, te hice cosas completamente inaceptables y no una, sino un sinfín de veces,  ¿Cómo es que después de eso pudieras perdonarme?
-No fue fácil…-Selena negó y le hundió las manos en el cabello-...Te odie, te odie como no tienes idea, pero aun así tenia fe, fe en que volverías a ser el chico del que me enamore…..¿Y sabes?, se puede perdonar, pero las cosas jamás se olvidan….Todo se queda en tu cabeza, pero tu decides dejarlo atrás o vivir con ello….De haber vivido con ello no tendría a mis hermosos hijos, así que no me arrepiento de las decisiones que eh tomado….No me arrepiento de haber creído en ti.
-Jesús…-Atrayéndola mucho mas hacia así, apoyo la cabeza en el hueco que había entre sus pechos-….Soy un jodido bastardo con suerte.
-Toda esa escena de Dest y Drew te hace volver al pasado ¿Cierto?....-Pregunto abrazándolo con fuerza. No era él único que estaba teniendo culpa mental-….Es como si la vida estuviera pagando nuestros errores con ellos.
-Nick esta siendo injusto….-Fue todo lo que Justin pudo decir. Tenia muchas cosas en la cabeza, pero ninguna de ellas era agradable-…Nosotros también cometimos errores en el pasado, yo te engañe con miles de mujeres y él, él jugo contigo y con Miley….Drew se alejo de Dest porque no quería dañarla mas de lo que ya lo había hecho.
-Aun así se alejo Justin….-Selena suspiro y negó resignada-…Él se alejo sin considerar lo que ella sentiría…Y no puedes culpar a Nick, Dest es su hija, solo ponte en sus zapatos… ¿Qué sentirías si un imbécil pulverizara el corazón de Amanda y luego regresara como si nada hubiera pasado?
-Dios…-Murmuro cerrando los ojos-…Alguien debió habernos dicho que ser padre no seria fácil.
-Haremos lo que podamos.  
-¿Crees que ellos podrán superarlo?
-Si se aman lo harán…Por ahora solo tenemos que ser pacientes y dejar que las cosas vallan a su propio ritmo.

Ninguno de los dos dijo mucho después de eso. Justin se dedico a terminar de bañarla y  Selena hizo un poco mas de lo mismo con él. Todo cambio en cuanto salieron de la tina y se adentraron a la habitación que habían compartido durante casi veinte años.

Ambos se dispusieron a vestirse, pero de un momento a otro Justin se quedo cautivado por una pequeña cosa que no había notado. Selena estaba a un par de metros de él, había dejado caer su toalla y buscaba  ropa interior en uno de los cajones de la cómoda, pero su desnudes no era lo que lo dejaba sin habla en esa ocasión, lo que lo tenia maravillado era mucho mas simple que eso, era su barriga.

El corazón le latió con fuerza en el pecho y sintió un nudo en la garganta al notar la pequeña curva que estaba comenzando a formársele por encima de la pelvis. Inconscientemente camino hacia ella y sin decir absolutamente nada se dejo caer de rodillas, segundos después coloco sus manos sobre la cálida piel que cubría a su pequeño. No era la primera vez que tocaba el vientre de Selena estando embarazada, con los gemelos lo había hecho un sinfín de veces, pero había pasado tanto tiempo desde la última vez, era tan extraño volver a saber que una vida se había formado con el amor de ambos.

-Esta comenzando a notarse….-Murmuro sin ocultar su sorpresa y amor-….Dios, es increíble.
-Aun no puedo acostumbrarme ¿Sabes?...-Selena sonrió y se estremeció al sentir como él depositaba un beso en su vientre-…Sigo sin entender como fue que paso.
-Creo que lo concebimos cuando lo hicimos en la cochera.
-Oh dios…-Selena lanzo una pequeña carcajada y se cubrió el rostro con las manos-…No me lo recuerdes.
-Tú tuviste la culpa.
-Solo fui hasta ahí para preguntarte si deseabas algo especial para cenar….-Completamente roja negó entre risas-… Ni siquiera respondiste, te lanzaste sobre mí en cuanto deje de hablar.
-Llevabas un vestido.
-La mayoría del las veces uso vestidos.
-Bueno, eso explica por que estoy excitado  la mayor parte del tiempo.

Justin sonrió ampliamente al verla ruborizarse como una niña pequeña, momentos después volvió a tomarla en brazos y la llevo hasta la cama. Ya ahí no hizo más que meterla bajo las sabanas  y acurrucarse contra ella. Se sentía bien, pensó. Se sentía bien reír después de una noche llena de mierda.

-¿Cómo crees que reaccionen los chicos?...-Se atrevió a preguntar sin dejar de acariciarle el estomago-…Nunca les hablamos de agrandar la familia.
-Mandy estará bien siempre y cuando este bebe no resulte ser una niña…-Haciendo una cara graciosa Selena se congio de hombros-..Si al final lo es, ten por seguirá que se abrirán las puertas del infierno.
-Cierto, es igual de posesiva que tu.
-No me des todo el crédito…-Alzando el rostro lo beso en la barbilla-…Tiene tu lado psicótico.
-Supongo que a los Bieber nos gusta ser el centro de atención de las personas que amamos….-Se sonrieron monetariamente, luego solo suspiraron al mismo tiempo-…. ¿Y Drew? ¿Crees que al igual se sienta amenazado?
-Creo que enloquecerá, pero no por atención o celos…- Hizo una mueca graciosa-…Tu hijo es un sobre protector de mierda, tener una nueva hermana solo hará que los cables en su cabeza terminen por hacer corto circuito.
-No lo culpo, yo también estoy algo nervioso al respecto.
-Da igual que sea Justin, serás un padre maravilloso en ambos casos.
-Solo quiero hacer las cosas bien esta vez….-Aseguro con un tono mortificado y mirando hacia el techo-…Amo a mis hijos y dios sabe que daría la vida por ellos, pero al igual les eh fallado…No estuve para proteger a Amanda de ese bastardo asqueroso y yo mismo fui quien interne a Drew en esa maldita academia, por mas de que trato de dejarlo en el pasado no puedo.
-Nada de eso estaba en tus manos amor.
-Si, si lo estaba….Y ahora, cada noche desde que me dijiste que estabas embarazada me pregunto que daño le hare al nuevo bebe, por que siempre es así….Siempre daño a mis hijos.
-Justin basta…-Hiendo hasta él se acomodo en su pecho y le beso cada facción tensa  que se dibujaba en su rostro-….No vas a dañar al nuevo bebe y nunca has dañado a nuestros hijos, ellos te aman… ¡Dios!, eres la adoración de Amanda y se que Drew te ve como modelo a seguir aunque no lo diga ¡Incluso a comenzado a tatuarse!
-Lo notaste.
-Amor, tiene un águila real tatuada sobre toda su espalda ¿Cómo no iba a notarlo?  ….-Negando soltó el aire contenido con cansancio-…El punto es que has hecho un gran trabajo con esta familia….Tu no eres como tu padre o como el mío amor, tu eres diferente….Así que deja de decir que has dañado a nuestros pequeños, por que no has hecho mas que darles todo el amor del mundo.
-Eres un Ángel....-Susurro él seriamente, momentos después la beso en a frente-…No voy a defraudarte, no mas….Te amo, amo a mis hijos y a este  nuevo milagro….No voy a decepcionarlos, lo juro.
-Yo te amo mucho mas Justin… ¿Y sabes?, aun con todo lo que hemos vivido, tu nunca me has defraudado.

Justin no pudo hacer mas que mirarla fijamente y tratar de contener las lágrimas que se le acumularon en los ojos, pero al fina simplemente se dejo ir.  Lloro, lo hizo sin pena alguna, momentos después la estrecho contra su pecho y murmuro con adoración todo lo que ella significaba en su vida. Selena era su todo, su vida, su motivación, su debilidad. Y le agradecía a dios infinitamente por haberla mantenido a su lado.





**************************

-Basta Liam, no tienes nada por que agradecerme….Ella esta bien, inconsciente y con frio, pero bien…Si, el medico dijo que todo esta en orden, aun así cuando despierte la llevaremos al hospital para descartar posibles problemas con su corazón…. ¿Samuel esta bien?.....Me alegro boo, en verdad lo hago….Si, entiendo. Hablamos luego, esta noche ah sido un verdadero tormento….También ten quiero.

Miley se dejo caer contra la pared del corredor al colgar su llamada, momentos después solo apretó con fuerza el pequeño teléfono que sostenía y contuvo un grito lleno de frustración.

Eran poco más de la cinco de la mañana, el sol estaba a punto de comenzar a salir y no había podido descansar absolutamente nada. Después del momento incomodo con Drew, Nick le había aconsejado o mas bien ordenado que subiera a descansar junto a los chicos. Su lado rebelde había bramado en su interior por reprochar, pero dada las circunstancias había optado por obedecer por al menos aquel momento.  De cualquier forma había sido en vano, pensó. No había podido cerrar siquiera los ojos, los hechos de la noche anterior seguían reproduciéndose con rapidez dentro de su cabeza.

La pelea con Olivia había sido relativamente fácil de superar, pero lo que no podía digerir era la última imagen que había tenido de su pequeña. Cerrando los ojos recordó el momento exacto en el que Cameron entro al salón principal de la finca con la expresión mas caótica que había visto en su jodida vida. Después de eso todo había pasado con rapidez. Lo único que recordaba era que había salido corriendo como nunca antes lo había hecho, sin importarle el frio o la oscuridad. Al llegar a la laguna se había encontrado con Sammy, el cual estaba completamente empapado y lloraba. Abrazando a aquel pequeño había buscando enseguida a su hija, fue ahí cuando comenzó el tormento.

“Detiny se caio a la laguna”  “Ella y el fatasma etan en la laguna”

La locura la había consumido literalmente al escuchar aquellas palabras entre los sollozos de Sam y podía jurar que había estado a nada de desmayarse, pero entonces alguien comenzó a salir del agua y con eso las cosas dieron un giro de trescientos sesenta grados.  Paso saliva y suspiro al recordar la forma en la que Drew había sostenido a Dest al estar nuevamente en tierra. Él temblaba y sangraba de la cabeza, pero aun así no tenia ojos para nadie más que para ella. Drew amaba a su hija, quisiera aceptarlo o no él la amaba.

Parpadeando un par de veces volvió en si y se preparo para entrar a la antigua habitación de los padres de Nick. Se habían mantenido en la finca gracias al accidente y habían colocado a Dest en aquel lugar por ser el cuarto más grande. Lo único que deseaba era que su pequeña despertara, solo así podría sentirse viva de nuevo, solo así podría….

-¿Amor?

Se quedo completamente quieta justo debajo de la puerta gracias a Nick, el cual estaba ahí, sentado en uno de los sofás de la habitación. Él se miraba fuera de si y sostenía un pequeño vaso con lo que parecía ser Whisky. La sangre le bajo hasta los pies y el estomago se le removió al asimilar lo ultimo, nada resultaba bien cuando Nick bebía.

-Nicholas…
-Deberías estar descansando…-Mascullo él con voz ronca y sin mirarla-….Vuelve a la cama.
-Tu deberías hacer lo mismo…. ¿Pasaste la noche aquí?
-Eso parece.
-Encantador, el medico dijo que…
-Se lo que ese hombre dijo.
-Esta pasando de nuevo….-Miley sonrió irónicamente tras guardar silencio unos segundos-…Tu maldito lado bastardo vuelve a aparecer, aunque ¿Por qué me sorprende?, siempre es así… ¿Qué es lo que sigue?, oh si ya recuerdo….Primero vas a culparme por lo que paso, luego vamos a gritarnos hasta perder los estribos, después tu lado bastardo hará que me jodas contra alguna pared  o superficie apta para tener sexo y al fina…Al fina simplemente te revolcaras en tu miseria y me dirás una y otra vez que lo sientes.
-Miley…
-¿Pero sabes?, lamento decirte que eso no pasara en esta ocasión….-Ignorando el llamado adolorido que él susurro Miley siguió. Ya no podía soportarlo mas-….Estoy harta, harta de tu jodida rutina, harta de la clase de persona en la que te conviertes cuando todo se torna difícil….No seré mas la Miley compresiva, no volveré a permitir que te deshagas de mi puta ropa interior para que después de me trates como una cualquiera….No soy un objeto con el cual te puedes desquitar cuando las cosas no salen como lo planeas, soy tu maldita esposa ….Oh y por si no te ah quedado claro, esto no es mi culpa, el que Dest se haya caído a la laguna por rescatar a Sammy no es mi culpa, ni la tuya, ni la de Sam y mucho menos la de Drew….¡Ella tomo esa decisión!, así que deja de ser un jodido cabron con las personas que no lo merecen.

Termino jadeando y sin aliento, cuando alzo la vista él la miraba con una expresión completamente impactada, como si por fin su vista se hubiera aclarado, como si todo tuviera sentido de un momento a otro. Aun así no planeaba quedarse en la habitación, pensó. Estaba enfada, malditamente enfada, lo mejor era irse de ahí y volver luego. No quería arruinar las cosas entre ambos, no cuando todo parecía levantarse poco a poco. Tenia que poner distancia, eso siempre funcionaba.

-Iré a casa, tomare tu auto…-Le hizo saber completamente en calma-…Los chicos necesitan ropa limpia, al igual que Dest….Aprovechare para comprar el desayuno.
-No quiero que te vayas…-Nick recuperó la voz en cuanto ella se dispuso a salir, momentos después de llevo ambas manos a la cabeza. Lo último que quería en ese momento era ser un imbécil-... Por favor, no te vayas.
-Volveré cuando nos hayamos calmado y sobre todo cuando el alcohol deje tu sistema.
-No bebí....-Murmuro conforme la miraba con imploracion-.... La botella esta intacta, yo.... Yo no pude hacerlo y eso.... ¡Joder!, no se que hacer... Yo, yo..

Miley se quedo quieta un momento, luego solo volvió a darle la cara  sus esposo. Nick estaba tenso, tenso y confuso, sus ojos reflejaban miedo, un miedo voraz. Suspirando y hiendo hasta él se dijo que no podía culparlo. Ella al igual temía por lo que fuera  a pasar con Dest después de todo aquel drama. Sabia lo que dolía enfrentarse a un amor del pasado, lo había vivido en carne propia un sinfín de veces, las cosas no serian fáciles para nadie.

-No puedes protegerla….-Fue cuidadosa al mencionar cada palabra. Seria duro para él aceptarlo, pero tenia que hacerse a la idea de una vez por todas-…Por mas que lo intentes no podrás protegerla, no de esto….Lo que va a pasar a partir de ahora esta fuera de nuestras manos.
-Es mi hija…-Nick paso saliva con dificultada y miró hacia la puerta anexa que daba paso a la habitación donde su  pequeña descansaba-….Es nuestra hija Miley, no puedo seguir viéndola envuelta en situaciones como esta…. ¡Joder, no a pasado ni un año y ya ah estado a punto de morir nuevamente!-Dest se ve inmiscuida en estas situaciones por que ella así lo decide…-El tono de Miley no fue acusatorio, fue todo lo contrario a eso-….Salvo a Samuel, Nick y hace siete meses salvo a Drew….De no haber sido por sus actos imprudentes ellos no estarían con nosotros en este momento…Ella no es estúpida ni inmadura,  ella simplemente es capaz de dar la vida por las personas que ama.
-Solo quiero que no sufra Miley, es demasiado joven.
-Sufrir es parte de nuestro crecimiento, es parte de madurar…Esto es algo por lo que tiene que pasar, nosotros lo hicimos y míranos, estamos bien.
-¿A cambio de que Miley?....-Conteniendo la rabia Nick se planto frente a ella. Se estaba volviendo loco-… ¡¿A cambio de que estamos bien!?, nos hicimos daño toda nuestra maldita adolescencia, luego y después de casi doce años volvimos a estar juntos eh hicimos prácticamente lo mismo….Ahora estamos casados, pero ¿Adivina?, oh si ¡Estamos a nada de un jodido divorcio!
-Pensé que los planes de divorcio habían quedado atrás.
-¡Ese no es el punto!...El punto es que no quiero esto para mi hija, no quiero toda esta mierda para ella.
-Esa no es una decisión que a ti te concierna.
-¡¿Quieres apostarlo!?
-¡Es suficiente!...-Todo se quedo en silencio. Estaba harta de todo aquello, iba a demostrarle que ella también podía gritar-….Escucha con atención….Drew volvió ¿De acuerdo?, él esta aquí y no hay nada que puedas hacer para cambiarlo….-El pecho de Nick se inflo, pero lo ignoro por completo. Él tenia que dejar de comportarse como un jodido niño paranoico-….No se si Dest aun lo ame, pero él lo hace Nicholas, él aun la ama y eso significa que luchara por ella….Nada va a detenerlo, ni siquiera tu lo harás…Así que deja esta estúpida faceta y concéntrate en mantenerte al margen, por que quieras aceptarlo o no,  esta no es nuestra historia de amor.



Gritos, gritos lejanos fueron los que volvieron en si a Destiny de un segundo a otro. Eran sus padres, sus padres estaban discutiendo como antes, estaban maldiciendo y….

Abrió los ojos de golpe y sin poder evitarlo lanzo un gemido lleno de dolor, su pecho dolía, ardía como el infierno, era como si alguien la hubiera pateado un millón de veces sin consideración. ¿Qué mierdas había pasado? ¿Dónde estaba?

Incorporándose cuidadosamente y cubriendo su cuerpo semidesnudo con una sabana miro a su alrededor. Estaba en la antigua alcoba de sus abuelos, seguía en la finca, pero ¿Por qué?, lo último que recordaba de la noche anterior era que había bebido como loca, luego había ido a dar un paseo con Cameron y Sammy, y después….Una avalancha de recuerdos horrorosos comenzó a sepultarla de un segundo a otro. Sam, Sam había sobrepasado la maya de seguridad de la laguna, había caído en el lago congelado, él había estado a nada de morir.

Hizo una mueca adolorida al sentir como su respiración comenzaba a descontrolarse, estaba teniendo un ataque de pánico. Cerro los ojos y se abrazo a si misma al instante, todo estaba muy borroso después de eso. Había subido a un árbol, había recatado a Sammy, pero entonces no había podido soportarlo más y había caído al agua congelada. Se estremeció al recordar el momento exacto. Todas sus articulaciones habían quedado paralizadas al estar sumergida en la laguna, había tratado de nadar, había luchado por salir a la superficie pero todo había sido en vano.

Por un instante sintió a la muerte, por un segundo considero la idea de que aquel había sido su ultimo día de existencia, pero todo cambio en cuanto alguien tomo su mano justo en el momento en el que comenzaba a hundirse, todo cambio cuando Drew apareció y la salvo.

“No puede ser cierto, no puede ser cierto” se dijo una y otra vez mientras golpeaba con los puños el colchón de la cama. Negó con lagrimas en los ojos y saboreo el odio en su boca. No era verdad, no podía ser verdad, había delirado, aquello tenia que haber sido un producto de su  imaginación. “Él volvió, Él esta aquí de nuevo, Él es el fantasma, siempre lo fue”. Se llevo las manos a la cabeza y contuvo un grito lleno de desesperación al escuchar en su interior la burla que su conciencia ejercía sobre ella. No, él no podía haber regresado, no podía ser el fantasma, de ser así él habría vuelto a jugar con ella, de ser así él estaría con Devon, de ser así….

Aun con el dolor en cada poro se puso de pie y sin más comenzó a atravesar la habitación. Todo su cuerpo se quejaba tras cada paso, todo le daba vueltas y se sentía rota, rota como en el pasado. Pero le importaba una mierda, necesitaba respuestas, necesitaba saber que Drew no había vuelto, necesitaba una jodida escapatoria.

El sol la cegó monetariamente al abrir la puerta, cuando pudo recuperar la vista se encontró con sus padres. Ambos estaban a un par de metros de ella, tenían expresiones cansadas y podía jurar que habrían terminado por matarse de no haber aparecido. Paso saliva y retrocedió un paso al notar como su padre descongelaba su rostro y se disponía a acercarse. No quería a nadie cerca, lo único que deseaba era que alguien le dijera que todo estaba bien, que nada había cambiado.

-Amor…
-Díganme por favor que me eh vuelto loca….-La garganta le quemo en cuanto mascullo aquellas palabras-….Díganme que todo lo que recuerdo no es mas que un invento de mi cabeza, por favor solo…Solo díganme que él no ah vuelto.

Nadie dijo nada y eso fue suficiente para que lo poco que había reconstruido de su vida en aquellos meses se derrumbara. Inevitablemente callo de rodillas al suelo, segundos después sintió como su pecho se contraía y luchaba por tomar aire. Era un infierno, estaba siendo consumida por el infierno nuevamente.

 Negó, lo hizo una y otra vez al sentir como su vista comenzaba a nublarse. No estaba sufriendo un ataque cardiaco, de eso estaba segura, aquello era ansiedad, una ansiedad que estaba comenzando a dejarla sin respiración. Era como estar ahogándose, todo lo que Drew era estaba comenzando a acecinarla nuevamente. Él había vuelto, él iba a dañarla, él...

Un repentino escozor en el rostro borro todo de un momento a otro y ocasiono que el aire volviera a su sistema. Tosió, lo hizo con frenesí al volver en si, luego solo alzo la vista y trato de aclarar la imagen que tenia frente a ella. Su madre estaba a unos cuantos centímetros de distancia, en su rostro no había mas que seriedad y tenia una mano alzada, justo como si ella hubiera…Inconsistentemente se llevo la mano a la cara, un ardor tiño u mejilla en cuanto se toco, fue ahí cuando entendió. Su madre la había abofeteado, por primera vez en sus diecinueve años de vida su progenitora le había puesto una mano encima.

Asimilando los hechos, concentro su mirada en la persona restante en la habitación. Su padre estaba igual o mucho más impactado que ella, incluso podía apostar que aquella rareza en sus ojos era indignación. Controlando su respiración se sentó por completo en el suelo y cerro los ojos con fuerza. Ahí estaba el drama familiar de nuevo.

-Nick ¿Podrías traer de mi bolso el medicamento de Dest? y al igual un poco de agua…Esta demasiado alterada, la medicina la calmara y con suerte podrá dormir un poco mas.

Hizo una mala cara y estuvo a nada de gritarle a su madre que no estaba loca, pero al ver aquellos ojos tan iguales a los suyos comprendió. La mujer que le había dado la vida la observaba con miedo y con algo parecido a la comprensión. Eso solo significaba una cosa, tendrían una típica charla “Madre eh hija” y para eso su padre tenia que estar fuera del plano.
-Me duele el pecho…-Murmuro siguiendo el plan de su madre. La verdad era que en efecto le dolía, no al grado de tener que decirlo en voz alta, pero su padre necesitaba un pequeño empujón-….Y tengo sed, mucha….Papá, podrías…

No pudo terminar la frase, no hubo necesidad de ello, Nick salió disparado de la habitación segundos después de haberla escuchado decir “Papá”.

 Al verse completamente solas en la habitación Dest no hizo más que dejarse caer sobre la alfombra persa de sus abuelos. Su corazón latía con normalidad y su pecho había dejado de arder, pero aun así sentía un hueco en sus entrañas, aun así se sentía nuevamente en la nada. ¿Por qué tenia que pasar todo aquello en ese momento? ¿Por qué cuando todo en su vida se estaba levantando?

-Deja de darle tantas vueltas, eso solo lo empeorara.

Conteniendo las lagrimas que picaban de nuevo en sus ojos ladeo el rostro y se concento en su madre, la cual al igual se había dejado caer en la alfombra. Su semblante seguía siendo el mismo, tenso, alerta, pero compasivo.

-Mamá…
-Primero que nada tengo decir que lamento haberte golpeado….-Disculpándose con la mirada Miley acaricio la mejilla de su hija, luego solo hizo una mueca-…Creo que te deje una marca.
-No es nada mamá, se por que lo hiciste.
-¿Sabes?....-Ladeándose en la alfombra miro a los ojos a su pequeña-…Cuando tenia tu edad tuve al igual un sinfín de ataques de pánico….La única forma en la cual me podían hacer reaccionar era con una bofetada, si el dolor físico llega a quebrantar el dolor emocional regresas en si.
-¿Por qué tenias ataques de pequeña?
-Por la misma razón por la cual tú lo tuviste hace unos instantes…-Guardaron silencio por minutos, momentos después Miley suspiro-….Cuando tu padre me dejo la primera vez teníamos quince años, él…Él lo hizo antes de empezar el ultimo concierto de mi primer gira nacional.
-No me jodas.
-¡Ese lenguaje!
-De acuerdo, lo siento…-Dest se encogió pero aun así no dejo la expresión impactada en su rostro. ¿Su padre había sido capaz de hacer algo como eso?-…Es solo que, no entiendo como eso fue posible.
-Él había comenzado a ver a alguien mas…-Sonrió forzadamente. Amaba a Selena, pero cuando viajaba al pasado su resentimiento volvía a renacer-…Incluso los besos y abrazos habían estado incluidos, tu padre no pudo con su conciencia, así que eligió una de las noche más importantes de mi vida para hacerme mierda.
-¿Qué paso luego?
-Un infierno existencial me consumió viva…-Medito cada palabra. Tenia que hablar con cuidado y prudencia-…A esa edad solía ser un jodido rayo de sol, cada maldito día tenia una enorme sonrisa en el rostro, pero después de aquello todo cambio…Mis días se hicieron grises, no deseaba salir de casa, no comía, incluso teñí mi cabello de negro.
-Esa táctica es un completo cliché….- Dest hizo un ademan melancólico conforme tomaba una de las puntas de su cabello y la alzaba hasta sus ojos, luego solo negó-…Él te destruyo.
-Si…-Miley volvió a saborear el dolor-…Arruino todo lo que yo era, rompió mi corazón, juego con mi dignidad…Simplemente me quede en la nada, ¿Pero sabes?, aun así lo amaba.
-¿Cómo es que pudiste conservar ese amor?
-El amor no muere Dest, no cuando amas de verdad….-Alzando una mano, Miley toco el pecho de su hija-…Todo se queda justo aquí, pero se camuflajea  con el resentimiento, el odio y la sed de venganza.
-Ya no lo amo mamá…-Las palabras salieron solas, pero maldijo, lo hizo al no sentirlas en lo mas mínimo-….Él y yo no…
-Escucha…-Sin pensarlo dos veces la rodeo con sus brazos y la acuno en su pecho como cuando había sido una bebe-….Drew te hirió, te lastimo y créeme, entiendo a la perfección lo que estas sintiendo en ese momento, pero….Siempre hay dos lados de la historia cariño.
-Él me abandono…-Estuvo a nada de romperse, pero por algún motivo se mantuvo fuerte-…No le importo nada, ni siquiera el hecho de que lo amaba…Se lo dije mamá, nunca le había dicho eso a nadie y a él se lo dije…Le grite que lo amaba y no fue suficiente para él, nunca fui suficiente.
-No puedes saber eso.
-¡Te estas poniendo de su lado!
-No…-Separándose lo suficiente la miro a la cara. Había tanto odio en su hija que no podía razonar con claridad-….Yo estoy de tu lado, siempre estaré de tu lado, lo único que quiero dejar en claro es que somos humanos y que cometemos errores….Incluso cuando amamos somos imperfectos.
-Él esta con Devon….-Aquella estupidez fue lo primero que pudo decir en su defensa. Su corazón estaba escuchando, su puto corazón estaba latiendo de nuevo con esperanza y no podía permitir que eso pasara-….Ellos están juntos, ellos…
-Aun así él es capaz de dar su vida por ti.
-¿Qué?
-Todos presenciamos cuando caíste en la laguna…-La voz de Miley se lleno de  terror-…Llegamos a la orilla del lago justo cuando resbalaste…Él fue tras de ti al instante Dest, él se quito aquella jodida mascara de un tirón y salto al agua sin siquiera pensarlo…...-Contuvo el aliento al recordar los hechos-….No podía encontrarte, salió a la superficie un par de veces, puedo jurar que estuvo a punto de volverse loco…Ambos estuvieron fuera del agua diez minutos después, él te llevaba en brazos y te miraba de una forma desgarradora, como si se culpara de lo que te había pasado…No perdió el tiempo, se deshizo de tu vestido con rapidez y te cubrió con su cuerpo para darte calor, estaba aterrado y puedo saber porque. Tenías los labios azules y tu respiración casi no era notable….-Aclaro su garganta en cuanto noto restos de llanto. Sabia que todo aquello estaba en el pasado, pero aun así recuérdalo la hacia temblar. Había estado a nada de perder a Dest-…Fue difícil despegarlo de ti cuando el medico llego, Justin tuvo que tomarlo por los brazos y arrastrarlo lejos, no quería que nadie te tocara, él no miraba a nadie mas amor, solo a ti, solo…A lo que voy es….Se que te hizo daño Destiny, se que te rompió él corazón, pero también se que es capaz de dar su vida por ti y eso me hace respetarlo de una manera inimaginable…Lo que vaya a pasar de ahora en adelante será tu decisión, tuya y de nadie mas,  yo solo quiero dejar en claro que él no es del todo un animal.


“Mierda, Mierda, Mierda”.  Dest se llevo las manos a la cabeza y trato de procesar cada una de las cosas que su madre había dicho.

Aquello explicaba todo, aquella era la razón por la que estaba en interiores, aquella era la razón por la cual su cuerpo se sentía extraño. En un acto mecánico se miro a su misma y sin poder evitarlo imagino los lugares en los cuales él la había tocado. Lo vio acariciándole los brazos para darle calor, lo vio alejándole el cabello del rostro, lo escucho diciendo “Todo va a estar bien Dest”. Los ojos se le llenaron de lágrimas y odio infinitamente la satisfacción que se instalo en su corazón. No, no podía ceder, no cuando había seguido con su vida. Drew no la amaba, el que la hubiera salvado no significaba nada. Él estaba con Devon, ellos se habían burlado de ella en sus narices, ellos….

Lanzo un grito lleno de impotencia al recordar cada maldito momento que aquellos imbéciles habían compartido la noche anterior a esa. Se habían besado, abrazado,  ellos se habían revolcado en su jodida cabaña y aun con eso su madre creía que él no era un animal. No, no tendría piedad, iba a vengarse y empezaría lo más pronto posible. Había jurado hacerle sentir el mismo dolor que él le había ocasionado y cumpliría su maldita promesa

-¿Cual es el panorama de la situación?....-Instalándose una perfecta cara de póker lanzo la pregunta al aire-… ¿Selena, Justin y Amanda sabían que él había vuelto?
-No...-Miley negó y se paso una mano por el rostro-….Justin y Sel estaban impactados…Mandy por su parte teme lo que pase con ustedes dos después de esto.
-¿Cómo lo sabes?
-Wrath me lo dijo, esta inquieta, sabe lo mucho que esto cambia las cosas y bueno….La actitud de tu padre no ayuda mucho.
-¿Actitud?
-Ayer él y Drew tuvieron una confrontación….-Ambas se miraron fijamente a los ojos-…Drew deseaba entrar aquí y ver con sus propios ojos que estabas bien, tu padre enloqueció….Le hizo saber a gritos que jamás volvería a estar cerca de ti.
-Esa no es su decisión….-Por alguna razón aquella revelación no le agrado-…No soy una niña pequeña.
-Eso fue lo que Drew trato de hacerle entender, pero…
-¿Qué?
-Él le aseguro a tu padre que no te dejaría ir.

Una amarga sonrisa se formo en sus labios. ¿Quiénes se creían aquellos dos hombres para elegir por ella?, nadie tenia el dominio de su vida, no mas. Las cosas comenzarían a hacerse a su manera a partir de ese momento.

-Esto no es Romeo y Julieta mamá…-Le hizo saber poniéndose de pie-….No estamos en un jodido libro y se lo voy a dejar en claro tanto a él como a papá.
-Solo piensa bien en lo que haces amor, los actos duelen, pero las palabras matan.
-Lo se mamá…-Cerro los ojos por escasos segundos. Lo sabía pero no tenía opción-… ¿Sabes como esta Sammy?
-Liam me llamo, tiene un poco de gripe y este asustado, pero nada grabe.
-¿Y Cameron?
-Él sigue en Shock…Por lo que Liam dijo se siente culpable de todo.
 -¿Crees que podría ir a verlos?
-Destiny, tu padre esta asustado….En cuanto salgamos de aquí sabes que iremos a parar al hospital.
-Solo quiero saber que están bien mamá.
-Veré lo que puedo hacer, por ahora iré a buscar algo para que te pongas encima…-Al igual se puso de pie, no sin antes repasar con la mirada a su pequeño ángel-….Oh y una cosa mas, procura que tu padre no vea ese tatuaje….Te sienta bien, pero eso no te impedirá estar castigada durante todo el mes.

Destiny enrojeció al instante, lo cual hizo que Miley sonriera con desgana. Saliendo de la habitación se dijo que aquella situación no estaba del todo cerrada. Sabia que su pequeña juraba en su interior que ya no sentía amor, sabia lo que se avecinaba, pero la verdad era que su hija no era consiente de absolutamente nada. Le gustara aceptarlo o no Drew y ella tenían algo, algo mas que un tatuaje idéntico, algo mas que dolor en sus corazones.





*************************

“¿Cómo estas?”
“Ansiosa, enfadada….Echándote de menos”
“Todo va a estar bien amor”
“Eso quiero creer…. ¿Cómo esta Dest?’”
“Bien, fuera de peligro….Descansa en su habitación, esta mañana papá y mamá la llevaron al medico. Todo esta en orden”
“¿Ah mencionado algo a respecto?”
“No. Esta mucho mas callada de lo normal”
“Tengo miedo Wrath”
“No tienes por que, pase lo que pase, se consiente de una cosa….Te amo”


-Amanda sabes lo que pienso de los celulares durante la hora de la cena,  por favor desiste  de el  y comienza a comer.

La sonrisa que se había formado en el rostro de Amanda al leer  aquel “Te amo” se esfumo por completo gracias a las palabras de su padre. “Desiste de el”, aquello en verdad debía de ser un jodida broma.

Conteniendo una maldición, obedeció y guardo  el teléfono en el bolsillo de sus pantalones, luego solo se enfrento a la realidad que había tratado de ignorar durante todo aquel tiempo. Se encontraba sentada en la mesa principal de su casa, esa mesa que solo se utilizaba en reuniones importantes o fiestas de cumpleaños elevadoras. Sus padres habían estado jugando a “La familia perfecta” desde que había despertado aquella mañana y eso simplemente la tenia harta. Era estúpido, estúpido e hipócrita. Eran todo menos un familia perfecta ¿Acaso ellos no podían verlo?

Alzando la vista y conteniendo su frustración le presto atención a sus progenitores. Ellos estaban a un costado de la mesa, mantenían una conversación que parecía ser seria y se sonreían con tranquilidad, era como si no les importara en lo más minino lo que había pasado la noche anterior, era como si todo fuera perfecto, como si Drew no hubiera alterado la tranquilidad del entorno con su jodido regreso. La sangre le hirvió al instante de recordar a su hermano y sin poder evitarlo lo miro llena de resentimiento. Él estaba justo frente a ella, pero miraba hacia un punto inexistente en la mesa. Desde que había abierto sus ojos aquella mañana no lo había escuchado decir palabra alguna, lo cual agradecía. Aun no podía digerir el que estuviera ahí, no después de tanto tiempo y sobre todo tanto dolor.

Analizándolo meticulosamente sonrió con sorna. El maldito infeliz juraba que había sufrido igual o mucho más que Dest pero su apariencia decía todo lo contrario. Estaba mucho más fuerte que antes, sus brazos eran enormes al igual que su pecho y espalda. Su rostro había dejado de tener ojeras y se miraba mas sano, mas vital, incluso su cabello era perfecto. Guardando un gruñido en su garganta contuvo las ganas de abofetearlo. Él había estado mas que bien en todo aquel tiempo, había disfrutado del sol, la comida, el ejercicio y sobre todo de la compañía de Devon, mientras que Dest había muerto en vida. Era un bastardo, aquel imbécil no era más que un jodido bastardo.

-Bien, tal vez se pregunten el porque estamos cenando aquí esta noche….Bueno, eso es por que estamos festejando el  regreso  de Drew.

La voz de su padre se volvió a escuchar y eso la hizo volver en si. En cuanto lo hizo noto los ojos de su hermano completamente puestos en ella y eso solo la hizo sonreír mucho más altaneramente que antes. Aquello sin duda alguna iba a ponerse interesante.

-Así que ese es el motivo de todo esto…-Amanda hizo una cara graciosa y trato de controlar su ironía-…Bien, ene se caso celebremos… ¿Dónde esta el Champagne?
-Amanda…
-O tal vez Tequila…. ¿Que dices mamá?, pongamos a prueba nuestras raíces Mexicanas.
-Nadie beberá alcohol esta noche ¿De acuerdo?...-Selena omitió las burlas de su hija y trato de mantener la compostura-…Simplemente cenaremos en familia y sobre todo hablaremos, no hemos hecho ninguna de esas dos cosas en mucho tiempo.
-En ese caso, no pienso quedarme….-Encogiéndose de hombros Mandy arrastro su silla hacia atrás y se dispuso a ponerse de pie-… No tengo nada de que hablar y por alguna extraña razón mi apetito desapareció, estaré en mi….
-Toma asiento.
-En verdad yo no….
-¡Dije que tomes asiento!....-Por primera vez en toda su vida como padre Justin azoto la mesa con su mano ocasionando que todos incluso su hija se quedaran helados. No iba a permitir escenas de ese tipo, no cuando deseaba comenzar de cero con su familia-….Vas a quedarte en tu lugar hasta que la cena termine, me importa un jodido pepino si tienes algo que decir.
-Papá esto no es necesario….-Al ver la tensión en el aire Drew decidió hablar. Todo aquello era su culpa-…No tienen que hacer esto por mi,  yo…
-No es solo por ti, es por nosotros….-La molestia en el disminuyo en cuanto sintió como la pequeña mano de su esposa apretaba la suya-…A lo largo de estos años no hemos hecho mas que estar a la deriva y eso va a cambiar….No voy a permitir que cosas como el abuso hacia Amanda o las agresiones que tuviste en esa academia se vuelvan a repetir y la única solución a ello es la comunicación, de ahora en adelante nos dirán a  tu madre y a mi todo, absolutamente todo….Son nuestros hijos, nos preocupamos por ustedes, tenemos derecho a saber como se sienten, como..
-Ammmm…-Amanda alzo la mano, Justin simplemente asintió. Bien haya iba-…Si de eso se trata, tengo algo que decir.
-Adelante.
-Estoy enfadada, enfadada, ansiosa y por si eso fuera poco tengo miedo…-Al no ver respuesta por ninguno de sus padres siguió-…Se preguntaran el por que, bueno la respuesta es simple… ¡Estoy así por que Drew esta haciendo que todos nos salgamos de nuestras zonas de confort!
-¡Amanda!
-Ustedes quieren sinceridad, pues ahí la tienen…-Ignorando la reprimenda de su madre su puso de pie nuevamente-… ¿Es que acaso no lo ven?, todo estaba comenzando a levantarse, todos estábamos comenzando a sentir de nuevo y de un segundo a otro ¡Pum! ...El señor “Soy un insensible” regresa y hace que todo se ponga de cabeza.
-No hables así de tu hermano Mandy, él…
-Él fue egoísta mamá….-Todo se quedo en silencio, momentos después y sin tener miedo se enfrento a su gemelo-…..Te rogué, lo hice una y otra vez, justo al igual que ella y no te importo…Te largaste sin pensar en las consecuencias, sin pensar en el dolor que causarías… ¡Y ahora regresas como si nada!
-Ya te he dicho que lo siento….-El aura tranquila de Drew se torno amenazante-…Tenia que hacerlo, ella solo…
-¡Ella te amaba como nunca lo había hecho antes!....-Al notar como la armadura inquebrantable de su hermano se estrellaba Mandy decidió seguir atacando-…Con tu llegada ella encontró el amor y yo recupere a mi hermano, pero luego tu nos arrebataste eso.
-No era bueno para ustedes Amanda….-Los labios le temblaron al hablar. La culpa y el dolor lo estaban carcomiendo por dentro-….Necesitaba irme, necesitaba arreglar toda mi mierda.
-Esa no es justificación.
-Mandy…
-¡No!....-Guardando la calma observó  atentamente a cada una de las personas en la mesa-…Saben que tengo razón, saben que no hay justificación para lo que hizo….-Negando suspiro y volvió a buscar los ojos de sus gemelo-…Te amo Drew, eres mi hermano y jamás podría odiarte, pero ¿Sabes?,  también amo a Dest y esto simplemente no es justo para ella….Ahora si me disculpan estaré en mi habitación.

Amanda salió del comedor sin decir madamas y con eso el corazón de Drew termino por romperse más de lo que ya estaba. Su hermana le daba la espalda, su hermana lo estaba dejando a la deriva y lo peor del caso era que no podía culparla. Había sido un hijo de puta, estaba completamente consiente de eso, pero aun así dolía, dolía como el infierno todo aquel desprecio.

Dejándose caer en la silla, se llevo una mano al rostro y masajeo el puente de su nariz. Todo era una mierda y por mas que buscaba no encontraba alguna solución. Se había pasado la noche entera viendo hacia el techo, preguntándose que podía hacer para que todo volviera a ser lo que era. Pero no había tenido respuesta alguna, todos los caminos estaban cerrados y se negaba a aceptarlo.  No podía perder a Dest, no odia perder a su hermana, aquellas chicas eran dos de las personas más importantes de su jodida vida.

-Amanda solo esta asustada, nada fue fácil para ella desde que te fuiste…Todo estará bien.

Las palabras de su madre no lo hicieron sentir mejor sino todo lo contrario. Irguiéndose en la silla y concentrando la vista en la mujer que le había dado la vida se dijo que había algo que desconocía, algo que le estaban ocultando. Si, sabía que había roto el corazón de Dest al irse, pero había algo más, algo que hacia el odio de su hermana más grande, algo que ocasionaba que sus padres lo miraran con dolor y pena.


-¿Qué paso?...-Pregunto sin pensar. Si no era en ese momento jamás volvería a tener el valor de preguntar-..¿Que fue lo que paso después de que me fui?
-Escucha campeón….-Justin dudo unos segundos. Aquella cena no había resultado para nada como lo había planeado-….Eso no es relevante ahora, lo que importa en este momento es hacerte sentir en casa, has estado alejado de nosotros mucho tiempo y…Lo que trato de decir es que necesitas comenzar a formar tu espacio en esta casa, podemos empezar con algo simple como salir de compras mañana….Tal vez un poco de ropa,  tal vez un auto o una motocicleta….Amanda tiene un sinfín de cosas y tu…
-Aprecio esto papá…-Lo paro antes de que la lista de objetos siguiera y la comodidad  aumentara-…En verdad lo hago, pero no necesito nada de eso…Como lo has dicho crecí lejos de aquí y con limitaciones…La ropa que tengo me basta y respecto a auto, yo….No creo que sea buena idea.
-Eres mi hijo Drew….-La voz de Justin tembló. Por primera vez veía con sus propios ojos el daño que le había hecho a su pequeño-…Eres sangre de mi sangre y por lo tanto siempre querré que tanto tu y tu hermana tengan lo mejor…-Sonriendo con tristeza extendió los brazos e hizo un ademan insignificante-…Todo esto, las casas, los autos, el dinero, es para ti y para tu hermana….Todo mi esfuerzo es para ustedes y yo te prive de ello por mucho tiempo así que no aceptare un no por respuesta…Tendrás un auto, puedes tomar uno de los míos o pedirme el que quieras, será tu elección…Iremos de compras y te conseguiremos un nuevo guarda ropa….Voy a otorgarte una jodida tarjeta de crédito con saldo ilimitado y sobre todo voy a darte mi amor….-Ambos se miraron seriamente-…Se que cometí errores contigo, se que probablemente me odias, pero te amo….Eres mi muchacho, mi único hijo, eres el que se encargara de cuidar a las dos mujeres que mas amo si algo llega a pasarme, eres mi todo Drew y voy a comenzar a demostrártelo te guste o no.

Drew sintió como el último tempano de hielo que rodeaba su corazón se descongelaba y la sensación lo asusto. Su padre nunca lo había mirado como lo hacia en ese momento, jamás le había hablado de aquella forma, era como si por fin confiara en él, como si….Sintió un nudo en la garganta y para disimular se removió en su silla, odiaba ponerse sentimental, odiaba comportarse como un maldito afeminado de mierda.

-Aceptare todo aquello con una condición….-Sus padres estaban tratando de distraerlo de lo que verdaderamente importaba y no pensaba permitirlo-…Aceptare cada una de esas cosas solo si me dicen que es lo que paso después de que me fui….Hay algo, algo que no me han dicho, algo importante y quiero saberlo, tengo derecho a saberlo.

Justin suspiro desganado, para después mirar a su esposa. Selena no hizo mas asentir y aclarar su garganta. Los siguientes minutos no serian fáciles, pero su hijo tenía razón. Tenía derecho a saberlo.

-Te lo diré, pero vas a mantener la calma.
-Solo dilo mamá…-Cerro los ojos y sonrió fríamente. Nada podría hacer sentir mas miserable de lo que ya se sentía-….Solo quiero la verdad.
-Destiny tubo un ataque cardiaco la noche que te fuiste.

Aquello fue suficiente para el sistema de Drew se sobrecalentara, fue suficiente para que el abismo lo cubriera como en el pasado.

Alejando la vista de su madre y controlado los repentinos espasmos que sus brazos comenzaban a tener, se aferro con fuerza a la mesa. El dolor, la impotencia y el odio hacia si mismo estaban subiendo por su columna vertebral con gran rapidez. ¿Qué mierdas había ocasionado?, había sido su culpa, ella…

-Drew…
-¿Cómo paso?...-Logro mencionar. Su boca estaba comenzando a llenarse de saliva y sentía los latidos de su corazón palpitando su cabeza-….¡Como paso!
-Ella entro en crisis segundos después de verte marchar….-Selena no abandono su tono de voz decidido-…..La encontraron retorciéndose de dolor en el estacionamiento del hospital, ella estaba simplemente fuera de si.
-¿¡Por que no sabia esto!?...-Sin poder soportarlo más se puso de pie bruscamente, para después golpear la pared más cercana con su puño derecho. Los huesos crujieron pero no le importo-… ¿¡Por que nadie me lo dijo¡?
-Tu fuiste claro….-Justin trato de tener tacto-…Dijiste que te alejarías de ella, dijiste que querías dejar todo lo que había pasado en Texas atrás.
-¡Pudo haber muerto!-En realidad, prácticamente eso fue lo que paso…-Aquello lo mataría y Selena los sabia, pero no tenia opción-….Su corazón se detuvo por exactamente cinco minutos, le dieron reanimación con electroshocks pero nada parecía funcionar, en verdad creímos que….-No pudo completar siquiera la frase. Aquel había sido uno de los peores momentos de su vida-…Al final los médicos lograron traerla de vuelta, aun así su salud no fue estable, estuvo en cuidados intensivos durante dos semanas.


Todo tenia sentido después de eso, aquella era la razón por la cual Nicholas quería que se mantuviera alejado de Dest, aquel era el motivo por el cual su hermana lo odiaba. Era su culpa, todo era su culpa. Negó frenéticamente y se deshizo del agua que en algún momento había comenzado a surcar sus mejillas. ¿Cómo había podido ser tan imbécil?, de haberse quedado, de haber aceptado cuando Destiny le había dicho que lo amaba, tal vez nada de eso hubiera pasado. Era un infeliz, no era más que un jodido hijo de puta egoísta.

-No es tu culpa, nada de eso es culpa tuya hijo.
-La abandone….-Lanzo un risa dolorosa. Era increíble que su padre digiera eso-…Ahora entiendo a Amanda, ahora comprendo por que tío Nick me repudia….La abandone de todas las malditas formas posibles.
-Tu no sabias que eso pasaría, tu no….
-¡Nunca debí dejarla!....-Jamás había dicho eso en voz alta, pero era momento de aceptar que se había equivocado-… Ella me dijo que me amaba y yo la ignore….-Se atraganto con sus lagrimas sin poder evitarlo-…La deje aun cuando sabia que me necesitaba, aun cuando le prometí que jamás lo haría…Esto esta mal, esto…

Guardo silencio y sin más se trago todo el dolor que se había acumulado en su garganta. No podía dejar las cosas así, tenía que hablar con ella, con Nicholas, con todos. Jamás había sido su intención ocasionar tanto daño, jamás había considerado que sus actos provocaran cosas tan delicadas como esa. De haber sabido que Dest pasaría  por todo aquello habría vuelto arrastrándose pidiendo perdón. Todo era una mierda, conforme pasaba el tiempo todo empeoraba mas y mas. ¿Qué tenia que hacer para remediarlo?, haría lo que fuera, haría hasta lo imposible, incluso imploraría. Tenia que idear un plan, alguna estrategia, algo que…


-Deja el drama vago y tranquilízate ¿Quieres?...Estas comenzando a ponerme de mal humor.

Aquel comentario se escucho tan inesperadamente que todos en el comedor dieron un notable respingo en sus lugares. Dev por su parte no hizo más que cruzar sus brazos y adentrarse por completo en la habitación.

-¿Cuanto tiempo llevas ahí?
-Quince minutos…..-Devon se encogió de hombros con desinterés tras el comentario de Selena-…Su sistema de seguridad deja mucho que desear….El grandulón de la entrada es mas manso que un gatito.
-Bien, gracias por la información Dev….-Aclarando la garganta Justin trato de sonreír-… ¿Has cenado? ¿Quieres acompañarnos?
-Gracias por la invitación pero no…-Respondiendo cortésmente caminó hasta llegar a Drew-…Estaba aburrida en el hotel así que decidí venir a cerciorarme de que mi hombre estuviera bien.

Fue inevitable, al escuchar “Mi hombre” Selena se atraganto con el vaso de agua que bebía, ocasionado que Justin entrara en pánico. Drew no hizo mas que limpiar los restos de lagrimas de su rostro y esbozar una pequeña y fina sonrisa. Aquella chiquilla siempre encontraba la forma de mejorar sus días al menos un poco.

-¿Tu que?...-Al recuperarse Selena se puso de pie y los observo con gravedad-…Ustedes están…. ¿Ustedes?...Dios ni siquiera puedo mencionarlo.
-Nos estamos conociendo, tú sabes….Tomadas de mano, abrazos, besos. Aun no llegamos al sexo pero tengo la esperanza de lograrlo a fin de mes, así que…
-Somos amigos, buenos amigos….-Drew decidió intervenir al ver como los colores subían al rostro de su madre. El dolor seguía dentro de él pero ya no tan latente-…Durante todo este tiempo ella fue mi único apoyo, ella fue la responsable de mi terapia emocional y…
-Oh vamos, deja de adularme….-Dejando su lado impertinente atrás Dev lo tomo de la mano y le sonrió tan tiernamente como pudo-…Tu fuiste el responsable de este cambio, tu y nadie mas, yo simplemente estuve ahí.
-Lo se y te lo agradezco.
-Bien, bien es suficiente….-La incomodidad de ver a ambos juntos ocasiono que Selena alzara la voz-…Dejen de tomarse de las manos.
-Solo somos amigos Selena….-Rodando los ojos y conteniendo una punzada de dolor Dev obedeció-….Aunque entiendo tu rechazo,  se que jamás tan buen partido para tu hijo como lo fue Dest.
-No es eso a lo que me refiero, yo no…
-No importa….-Restándole interés concentro toda su atención en Drew-… ¿Estas bien?
-No…-Él negó y se paso las manos por el rostro. Estaba de todas las maneras, menos “bien”-…Estoy a nada de perder la cordura.
-Lo se, pero tienes que calmarte.
-Necesito verla Devon…-El denso peso en su pecho volvió a hacer acto de presencia-….Esto se esta saliendo de control cada vez mas, necesito…
-Se lo que necesitas, te comprendo, pero aun así no es buena idea y lo sabes…-Frunciendo los labios lanzo un suspiro cansado-….Todo es muy reciente Drew, tienes que esperar un poco mas, tal vez un par de días.
-Devon….
-¿Qué te parece si vamos a tu habitación y hablamos un poco?....-Sin inhibiciones le tendió una mano-…Ya veremos que se nos ocurrirá.

Drew se quedo inerte por un par de segundos, luego y tras derrotar  a los  impulsos de ir tras Destiny, tomo la mano que se le era ofrecida y se dejo arrastrar fuera de la habitación.. Justin y Selena por su parte se quedaron impactados al ver la facilidad con la cual aquella chiquilla había calmado el panorama. Todo aquel drama era una locura.

-Cada vez que me digo a mi misma que esto no puedo empeorar, la vida me demuestra que estoy equivocada.
-Solo son amigos amor….-Justin tomó la mano de su esposa  y la elevo a sus labios hasta poder besarla-….Me alegra ver que Drew esta interactuando con mas personas, eso solo nos indica que la rehabilitación funciono.
-Lo se, lo se, es solo que….-Sin poder evitarlo Selena lanzo una risa llena de preocupación. Lo que se avecinaba no era bueno-….A Dest no le va agradar para nada esto.
-¿Crees que ella lo siga amando?
-Destiny  lo amaba con toda el alma…-Ambos se miraron con intensidad-…Pero también lo odia con todo su corazón.
-Una historia muy común ¿No crees?
-Sin duda alguna…..-Haciendo una cara graciosa alzo una mano y acaricio el rostro del hombre que tenia frente a ella-… ¿Pero sabes?, por experiencia propia, puedo decir que existen los finales felices.







***********************



-¡Joder!

Dest susurro aquello tan bajamente como pudo, segundos después solo tomo aire lentamente y cerró la ventana por la cual había entrado.
Frotando su pecho rítmicamente para alejar el dolor que aun persistía en ella,  trato de acostumbrarse a la oscuridad de la habitación. La habitación de Amanda estaba desierta, la única señal de vida provenía del cuarto de baño.  Cuidadosamente y tratando de no hacer sonido alguno se acerco hasta poder asomarse por la rendija de la puerta. Un alivio la recorrió por un momento al ver a su mejor amiga. Ella estaba en la regadera, podía notar su cuerpo desnudo atreves de los vidrios ahumados de la ducha.

Se adentro a la habitación sin importarle aquello último y sonrió sin poder evitarlo. Habían compartido duchas  hasta los ocho años. Era gracioso pero podía presumir que había sido la primera persona fuera del rango familiar en ver a Selena Amanda Marie Bieber desnuda y…Un quejido se escapo de sus labios al resbalar gracias a un pequeño charco de agua formado en los azulejos del piso. Aun le era difícil caminar y respirar, sabia que tenia que tener  cuidado pero…

-¿Mamá eres tu? ¿Hay alguien ahí?....Vamos esto no es gracioso…Te juro que si eres tu Wrath vas a lamentarlo, tengo shampoo en los ojos…La ultima vez casi haces que me parta la cabeza en dos y….
-¿Wrath a entrado a la ducha contigo?

No había planeado  mencionar palabra alguna, pero aquella revelación era impactante, vergonzosa y sobre todo asquerosa de cierta forma. Aun seguía sin acostumbrarse a la idea de que su hermano menor y su mejor amiga salieran juntos, salir significaba, besos, abrazos y sexo. El estomago se le revolvió y sintió el calor subiendo por sus mejillas. Ellos tenían sexo.

-¡¿Qué mierdas estas haciendo aquí¡?

El grito de Mandy la obligo a tragarse el asco y sobre todo a alzar la vista. Se encontró con los ojos de su mejor amiga al instante. Ella estaba en el umbral  de la puerta de la ducha, se cubría a medias con una toalla y portaba una expresión colérica. ¿Por que estaba enfadada?, ella no era la que había afrontado mierdas  del pasado en las pasadas veinticuatro horas.

-¡Te hice una pregunta!
-Baja la voz, ¿Quieres?....-Mascullo con una mueca fastidiada, luego solo se sentó sobre la tapa del retrete-….Aun me retumba la cabeza.
-No deberías estar aquí….-La riño saliendo completamente empapada de la regadera-…Wrath dijo que estabas descansando en tu habitación.
-¿A si? ¿Cuándo lo hizo?...-Sonrió con malicia sin poder evitarlo-…. ¿Antes o después de compartir un baño contigo?
-Me lo dijo por teléfono….-Soportando la vergüenza Amanda siguió su juego-….Cuando toma duchas conmigo no hablamos mucho que digamos.
-¡Ugh dios! ¡Calla!..-Negó con asco dramatizado-….No quiero volver a escuchar algo como eso.
-Es mi novio Dest, llevamos ocho meses juntos….El sexo es normal en esos casos, supongo.
-¡Deja de decir sexo!
-Oye se que no es fácil hacerse a la idea, yo aun sigo sin poder digerirlo al igual pero….

Amanda no fue consiente de sus palabras, no hasta notar como la poca energía que radiaba su mejor amiga se apagaba. Los ojos de Dest se ensombrecieron y su expresión se torno mucho mas cansada y débil de lo que ya lo hacia. Era como si la simple referencia a Drew le quitara vida.

Inconscientemente dio un paso hacia ella, pero se detuvo al ver como todo en Dest se tensaba. Ahí estaba su pesadilla, aquella pesadilla con la cual había soñado toda la noche. Ella iba a alejarse nuevo, ella ser iría nuevamente y la dejaría sola.
-Tú no tienes que asimilarlo, no mas…-Destiny rompió el silencio severamente. Lo que sea que hubiera tenido con Drew estaba enterrado-…Esta en el pasado, se acabo.
-Lo lamento, yo….
-Solo vine por que mamá me dijo que estabas inquieta…-Dulcificando un poco su expresión se puso de pie y camino hacia ella-…Solo quería decirte que no tienes por que sentirte de esa manera, todo esta bien Amanda.
-No, no lo esta…-Contuvo un grito. Estaba harta de aquella palabra-…. ¡Nada esta bien y estoy enferma de que todos traten de aparentarlo!....Él volvió ¿De acuerdo?, y todo mundo sabe lo que eso causara, aun así sonríen y aseguran que no hay nada de que preocuparnos.
-Mandy…
-¡No!, quiero que se largue…. ¡Quiero que desaparezca de una jodida vez por todas!

Tras gritar, Amanda le dio la espalda con lágrimas en los ojos y salió del baño sin hacer sonido alguno. Dest solo se quedo ahí, mirando sus manos. Ella mentía, sabia que Mandy amaba a su hermano, pero aun así comprendía el miedo  y el resentimiento que sentía.

Armándose de valor salió del baño y se adentro a la habitación. Tomo aire en cuanto noto a su mejor amiga hecha un ovillo en un extremo de  la cama. Era momento de poner las cartas sobre la mesa, era tiempo de abrirse sobre el tema.

-Él es tu hermano….-Diciendo aquello se dejo caer junto a ella en la cama-…Es tu sangre y se que lo amas…-Sonrió triste mente-…Él tiene todo el derecho de estar aquí, meceré tener una familia…No puedes arrebatarle eso, ni tu ni yo podemos hacerlo.
-Destiny…
-Él me rompió el corazón…-Se ladeo hasta poder ver a los ojos a su mejor amiga-…Me destrozo, pero eso es algo que no te corresponde.
-¡Eres mi mejor amiga¡
-Lo se…-Sonriéndole la tomo de la mano-….Y tu eres la mía, eres una de las personas mas importantes de mi vida….Pero él al final del día él siempre será tu familia.
-Lo único que quiero es que estés bien….-Amanda observo brevemente sus manos unidas. Ser abierta en cuanto sus sentimientos era completamente frustrante-…Lo único que quiero es que no te alejes de mí.
-¿Eso es lo que te preocupa?....-Las lagrimas se agolparon en sus ojos al verla asentir como una niña pequeña-…Mandy nada de esto hará que las cosas entre nosotras cambien.
-Eso era lo que decíamos constantemente en el pasado, pero luego paso lo de Drew y tú te fuiste, me odiaste y te alejaste de mí como si no importara nada.
-Fue un error…-Aclaro su garganta y proceso las palabras que rondaban en su mente-….No el haberme ido, si no el haberlo hecho como lo hice….-Sonriendo dolorosamente se acerco lo suficiente como para poder abrazarla-…Nunca te odie Mandy, incluso eh llegado a creer que nunca odie siquiera a Drew….Me odiaba a mi misma, odiaba el hecho de ser tan débil como para no poder afrontar una ruptura.
-Lo que paso entre ustedes fue más que una ruptura.
-Tal vez, pero eso ya no importa.
-Quiero que seas sincera conmigo….-Separándose Amanda lanzo un suspiro cansado-….¿Estas bien con esto?
-No lo se….-Dest se recargo en la cabecera de la cama  y miro hacia un punto inexistente-…Ahora mismo me siento en la nada…Cuando desperté esta mañana y recordé todo, tuve un ataque de pánico y sentí miedo, luego ese miedo se transformo en odio y sed de venganza y ahora, después de estar toda esta tarde encerrada en mi habitación, no se como me siento…No se nada.

Esa era la verdad. Sus emociones se habían apagado conforme el día había transcurrido. Al salir de la finca de sus abuelos el odio y el rencor habían desaparecido, al llegar al hospital la decepción y el dolor se habían esfumado al igual. Era como si su capacidad de sentir alguna cosa hubiera muerto, era como si de un segundo para otro se hubiera convertido en un ser insensible.

Parpadeando volvió en si y ladeo el rostro. Lanzo una pequeña risa y un gemido lleno de dolor  al notar la expresión preocupada de Amanda. No importaba que dijera, aquella chica no daría marcha atrás respecto a su miedo.

-Solo déjalo Mandy….-Hizo una mueca al acomodarse en la cama-…Pasara, los días, los meses y los años pasaran como lo han hecho durante todo este tiempo, al final todo lo que hemos vivido no serán mas que recuerdos, recuerdos que olvidaremos.
-Él quiere recuperarte.
-No puedes recuperar lo que nunca fue tuyo…-Ignorando aquella revelación se encogió con desinterés. Lo que el quisiera la tenia sin cuidado-.....Solo se siente culpable Amanda, solo esta buscando una excusa para lavar su culpa….Pero no tendrá que hacerlo, no mas.
-¿De que hablas?
-La única solución a esto es confrontarlo….Tenemos que hablar, dejar las cosas en claro y seguir con nuestras vidas.
-¿Quieres hablar con él?
-No, pero no tengo otra opción, tarde o temprano tendrá que pasar y es mejor que sea lo mas rápido posible…-Volvió a reír y sobre todo a quejarse de dolor al ver la expresión horrorizada de su mejor amiga-...Aun así hoy no será el día…Estoy hecha mierda aunque no se me note y tengo que regresar lo mas rápido posible.
-¿Iras al colegio mañana?
-De ninguna manera…..-Actuando exageradamente se llevo una mano al pecho y se puso de pie-…Papá ha estado sobre mí todo el día, cree que en cualquier momento voy a morir o algo así…Para venir aquí tuve que salir por la ventana de mi habitación.
-¡Tu ventana esta en la segunda planta!-Tu ventana también y aun así llegué hasta aquí….Solo es cuestión de subir y bajar por los arboles.
-¡Todo este problema se origino por que subiste a un árbol!...-Sin pensarlo Mandy fue hasta ella y la tomo por los hombros con fuerza. Aquella chiquilla era una imprudente-….Tienes que dejar de hacer cosas estúpidas.
-De acuerdo, de acuerdo….-Alzo las manos con rendición dramatizada, para luego volver a abrazarla-…Te amo Amanda y eso nada, ni nadie lo cambiara.
-Yo te amo mucho mas…-Aseguro besando su cabeza-…Así que danos a tu padre y a mi un respiro y compórtate ¿Quieres?
-Hare lo que pueda….Ahora, acompáñame a la puerta, de cualquier forma siempre  puedo salir por la ventana.
-Cierra la boca y camina, no tienes remedio.

Salieron de la habitación aun abrazadas y compartieron un par de comentarios mientras atravesaban el corredor. Estaban a punto de llegar a las escaleras cuando todo comenzó.

Destiny se detuvo en seco al escuchar. Eran risas,  risas llenas de felicidad, risas familiares, risas que conocía a la perfección. Su cuerpo actuó por si solo después de eso y comenzó a regresa por el pasillo sin importare nada, ni siquiera se inmuto con los fuertes jalones que Amanda le propinaba para que se detuviera. Conforme caminaba las risas y las palabras se hacían mucho más audibles, conforme se acercaba su corazón latía con fuerza inexplicable. Aquello no seria bueno y estaba consiente de ello, pero no podía detenerse, algo estaba controlándola, algo estaba dominando su mente y su alma.
-Dest no hagas esto, ¡Destiny detente!

Las palabras de Mandy retumbaron con fuerza dentro de su cabeza justo cuando estuve frente a la puerta de una de las habitaciones de invitados. Los sonidos y las palabras se hicieron el doble de claras y con eso sus ojos estallaron en lágrimas. Quería parar, no deseaba ver aquello, pero no tenía opción, a esas alturas ya no había opción.

Todo su ser se quedo en blanco por escasos segundos al entrar a la habitación, momentos después y tras asimilar la imagen que tenia frente a sus ojos un incendio infernal se desato dentro de ella. El odio y el rencor volvieron, lo hicieron de golpe y sin piedad, ocasionando así que una violencia que jamás había sentido se arraigara en su corazón. La verdad estaba ahí, burlándose de ella. Por fin estaban frente a frente.